Trasplante renal Foto © Infomed

Estados Unidos realiza el primer trasplante renal entre pacientes con VIH

Este artículo es de hace 1 año

Por primera vez un equipo de cirujanos estadounidenses han realizado un trasplante de riñón de un donante vivo que padece de VIH a un paciente con insuficiencia renal que también tiene el virus de la inmunodeficiencia humana.

El trasplante lo hicieron en el hospital de la Universidad Johns Hopkins en Baltimore a finales de marzo. "Me siento bien", dijo Nina Martínez, la donante de 35 años en una conferencia de prensa, según recoge la agencia AFP.

Aunque el receptor no fue identificado, los médicos informaron que está en buen estado. "Las puertas ahora están abiertas para que las personas que viven con el VIH se conviertan en donantes de riñón", apuntó uno de los doctores que realizó la operación.

Desde 2013, luego de una ley promulgada durante la administración Obama, los órganos obtenidos de personas VIH positivas fallecidas pueden ser trasplantados en receptores VIH positivos, quienes también pueden recibir órganos de personas VIH negativas. Ese país fue el segundo en el mundo que lo permitió, el primero fue Sudáfrica. 

Los médico consideraban que es peligroso dejar a una persona con VIH con un solo riñón y por ello los pacientes con VIH no eran aceptados como donadores. El temor es que tanto el VIH como los medicamentos antirretrovirales pudieran afectar el riñón con el que se queda el donante.

Sin embargo, luego de un estudio se llegó a la conclusión de que el riesgo que corren los donantes enfermos con VIH es casi cero, y el hospital recibió la autorización, desde el año 2016, para realizar el primer trasplante entre dos personas vivas portadoras del virus.

Como en otros lugares del mundo, en Estados Unidos hay pocos riñones para ser donados, y se encuentran en lista de espera alrededor de 100.000 personas con insuficiencia renal.

Se estima que alrededor de 10.000 personas VIH positivas que están en diálisis a la espera de un trasplante renal. El resultado que tenga este nuevo proceder será beneficioso tanto para los pacientes con VIH como para todos los que están en la lista de espera.

Para que un paciente que vive con VIH pueda donar un riñón es necesario que tenga buena salud y que el virus esté controlado, lo que cada vez es más frecuente en la actualidad por el uso de los antirretrovirales.

Entre 500 y 600 personas VIH positivas podrían donar órganos cada año en Estados Unidos, según las estimaciones de los especialistas.

Aún hay que esperar el resultado de este primer caso para que la técnica se extienda a otros hospitales en Estados Unidos y en otros países del mundo. Pero, en efecto el proceder pudiera abrir otra etapa en la supervivencia de los pacientes con VIH.

Este artículo es de hace 1 año

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985