Migrante embarazada Foto © Primicias

Nueva norma de la administración Trump restringe el ingreso de embarazadas a EE.UU

El Departamento de Estado de Estados Unidos anunció este jueves una nueva normativa que restringirá el ingreso al país de mujeres embarazadas con visas de no inmigrante.

En lo adelante, los funcionarios consulares “deberán denegar una visa de no inmigrante tipo B a un extranjero” si tiene “razones para creer que tiene la intención de viajar para este propósito principal”, afirma el documento.

La nueva norma sostiene que el hecho de que una mujer embarazada solicite una visa tipo B1/B2 destinada a turismo o viajes de negocios, pero con el objetivo realmente de dar a luz en los Estados Unidos, “es una base inadmisible para la emisión” del documento de viaje. 

Según el documento, el gobierno estadounidense “no cree que visitar Estados Unidos con el propósito principal de obtener la ciudadanía estadounidense para un hijo, una actividad comúnmente referida como ‘turismo de maternidad’, sea una actividad legítima”.

También se indica que la visa tipo B incluye “turismo, diversión, visitas con amigos o familiares, descanso, tratamiento médico y actividades de carácter fraternal, social o de servicio”, pero que en ningún caso “incluye la obtención de una visa para el propósito principal de dar a luz y obtener la ciudadanía estadounidense para un hijo”.

Detalla además que “cualquier solicitante de visa que busque tratamiento médico en los Estados Unidos bajo esta disposición, se le negará una visa bajo el amparo de la Sección 214 (b) de la Ley de Inmigración y Nacionalidad (INA) si no puede establecer, a satisfacción de un funcionario consular, una razón legítima por la cual él o ella desea viajar a Estados Unidos para recibir tratamiento médico”.

Alex Gálvez, un abogado de inmigración que ejerce en Los Ángeles, California, dijo a Univisión que "las personas embarazadas deben estar conscientes que a partir de ahora los funcionarios consulares o los agentes federales fronterizos tienen la discrecionalidad de no solo negar un ingreso, sino cancelar la visa en su totalidad. Les van a cerrar las puertas, aunque las razones del viaje sean legítimas”, advirtió.

Desde hace algún tiempo, el presidente Donald Trump ha estado diciendo que su administración estaba considerando seriamente eliminar el derecho a la nacionalidad de los niños nacidos en el país, pero que son hijos de padres que no poseen la ciudadanía o emigraron ilegalmente.

“Lo estamos evaluando muy seriamente, el derecho a la ciudadanía por nacimiento, donde uno tiene un bebé en nuestra tierra, cruza la frontera, tiene un bebé. Felicidades, el bebé es ahora un ciudadano estadounidense (...) Francamente es ridículo”, dijo a la prensa en las afueras de la Casa Blanca.

La agencia The Associated Press confirmó que el turismo de maternidad es un negocio rentable en Estados Unidos y el exterior. Incluso algunas empresas estadounidenses hacen publicidad y cobran hasta $80,000 por servicios que incluyen hotel y atención médica para aquellas mujeres que solo viajan a EE.UU. para dar a luz.

El Centro de Estudios de Inmigración estimó que hay aproximadamente 33,000 nacimientos por año de mujeres que llegaron a los Estados Unidos con visas de turista y luego abandonaron el país.

Un funcionario del Departamento de Estado explicó al The Washington Post que las nuevas pautas no prohibirán a las mujeres embarazadas obtener visas, sino que extenderán la discreción a los funcionarios consulares, quienes deberán determinar si una mujer planea una visita a los Estados Unidos con el único fin de dar a luz. No está claro cómo harían esa determinación o si intentarán verificar los embarazos, sostvo el citado medio.

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.