Donald Trump Foto © Falickr/ Gage Skidmore

Trump asegura que no habrá una zona autónoma en Washington mientras sea presidente

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró que mientras él ocupe la Casa Blanca no habrá en Washington una zona autónoma.

"Nunca habrá una "Zona Autónoma" en Washington, DC, mientras yo sea su Presidente. ¡Si lo intentan, se encontrarán con una fuerza seria!", expresó el presidente en su perfil en la red social Twitter este martes.

Las palabras de Trump se deben a una iniciativa de manifestantes en la capital de Estados Unidos que decidieron establecer una "zona autónoma", es decir, libre de gestión policial. Los activistas levantaron barricadas e intentaron echar abajo la estatua del séptimo presidente estadounidense, Andrew Jackson.

La concentración se dio frente a la Casa Blanca, en Laffayette Park y en calles alrededor de la casa presidencial. La policía federal intervino y detuvo a los manifestantes que no pudieron derribar la estatua ecuestre de Jackson, primera de su tipo colocada en los Estados Unidos.

La idea de las "zonas autónomas" surgió en Seattle. Los manifestantes contra el racismo en esa ciudad declararon la "Zona Autónoma de Capitol Hill" el pasado 8 de junio. Se trata de un área de la ciudad en que la ciudadanía impone su propia ley, recientemente comenzó a denominarse "Protesta Organizada de Capitol Hill (CHOP)".

La zona de Seattle abarca varias manzanas del centro urbano. Es un área ocupada luego de que la policía local abandonara su comisaría del Recinto Este tras los actos violentos ocasionados como respuesta a la muerte del afroamericano George Floyd.

En cuanto a la seguridad, RT indica que la Zona Autónoma de Capitol Hill es un área patrullada por residentes armados, en la que es posible moverse libremente, acceder a comida gratis y organizar protestas.

Los manifestantes en Washington intentaron retomar la idea de Seattle. Pretendían nombrar su área como "Zona Autónoma de la Casa Negra" y pintaron las siglas en inglés (BHAZ) sobre la fachada de la iglesia de San Juan.

Trump se ha pronunciado al respecto indicando que son actos vandálicos y que pueden ser penados por la ley. 

"He autorizado al Gobierno Federal a arrestar a cualquier persona que destruya cualquier monumento, estatua u otra propiedad federal en los Estados Unidos", indicó el presidente en Twitter. Señaló además, que estas personas pueden ser penadas con hasta 10 años de prisión, según la Ley de Preservación del Monumento al Veterano.

El presidente Donald Trump se ha mostrado en oposición a estos y otros actos de vandalismo en que ha sido dañado el patrimonio urbano de ciudades estadounidenses durante las recientes protestas contra el racismo y la violencia policial.

En cuanto a los movimientos sociales que impulsan estas estrategias, en Seattle, persiguen objetivos diferentes. Por una parte hay quienes buscan la abolición del Departamento de Policía, por otra, quienes quieren que se reduzca la dotación policial y se asigne más dinero a programas comunitarios para poblaciones desfavorecidas.

Archivado en:

Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

 +34621383985