Las colas también se hacen con nasobuco Foto © CiberCuba

El nasobuco seguirá siendo obligatorio en Cuba en las tres fases de recuperación

Las autoridades sanitarias cubanas informaron que el uso del nasobuco continuará siendo obligatorio para toda la población durante las tres fases de la etapa de recuperación pos-coronavirus, aunque con diferencias.

En la Mesa Redonda del pasado viernes el ministro de Salud Pública, José Ángel Portal Miranda, señaló que en la primera fase, en la que se encuentran ahora todas las provincias del país excepto La Habana, esta norma será una de las acciones sanitarias de obligatorio cumplimiento para todas las actividades.

“Cuando nos montemos en un ómnibus o vayamos a una tienda es obligatorio. No solo es necesario para protegerse uno mismo, sino todas las personas”, recalcó.

Más adelante, durante la segunda y tercera fase, la mascarilla se usará solo en aquellos lugares públicos donde exista concentración de individuos.

En cuanto al comportamiento que habrá que preservar en los lugares de reunión de personas, el titular precisó que tanto para la fase uno como para la dos, será necesario regular la cantidad máxima de sujetos que podrán entrar a los locales, para garantizar que se mantenga una distancia de al menos un metro entre cada uno.

“Está demostrado que las mayores tasas de contagio ocurren en los locales cerrados”, subrayó Portal Miranda.

Al llegar a la tercera fase, se exigirá definir el cupo máximo de personas que podrán entrar para que el espacio entre cada una sea de al menos un metro, si no, deberán estar sentadas en asientos alternos.

El titular se refirió también a otras disposiciones que deberán mantenerse durante el nuevo periodo de desescalada e insistió en la necesidad de no bajar la guardia y de mantener el aislamiento físico y las medidas sanitarias indicadas, con el fin de iniciar este tránsito gradual hacia la normalidad.

En ese sentido, existen medidas de higiene que se aplicarán en igualdad de condiciones para las tres fases. Entre ellas están:

–Prohibir la entrada de trabajadores con síntomas respiratorios a los centros de trabajo, garantizando su remisión a los centros de salud con inmediatez.

–Aplicar de manera obligatoria la desinfección de las manos con hipoclorito de sodio al 0,1 % o solución hidroalcohólica al 70 % a la entrada de la institución.

–Aplicar de manera obligatoria la desinfección sistemática de las superficies con hipoclorito de sodio al 0,5 % o solución hidroalcohólica al 70 %.

–Mantener pasos podálicos en las condiciones higiénicas adecuadas y embebidos en hipoclorito al 0,5 % a la entrada de áreas comunes.

–Posibilitar y establecer la protección de trabajadores expuestos al contagio en áreas de riesgo.

–Informar a la autoridad sanitaria sobre el retorno al país de trabajadores que viajan por asuntos oficiales, provenientes de países de alto riesgo de transmisión.

–Garantizar la disponibilidad de contenedores rígidos de basura con bolsa de plástico y tapa en todas las áreas, donde esté definido su uso, evitando el contacto directo con estos. Garantizar una correcta disposición final para evitar la acumulación de los mismos.

–Reducir al 50 % la capacidad máxima permisible en los ascensores, así como mantener la higiene en su interior, realizando la limpieza con agua y detergente, incluyendo las puertas y botones de funcionamiento. Se deben desinfectar al menos una vez al día, utilizando solución de hipoclorito al 0,5 % o alcohol al 70 %.

–Fortalecer los mecanismos de comunicación con las casas de renta en los lugares donde se abre el turismo y el control, por el sector de Salud, de todos los turistas extranjeros que se hospeden en estas.

–Mantener la pesquisa activa diaria en la población, para la identificación de personas con síntomas respiratorios y su evaluación médica. Participación del equipo de salud, los estudiantes de las Ciencias Médicas y las organizaciones de masas. Se mantiene suspendido el inicio de los planes de becas de estudiantes extranjeros.

–Sistematizar la pesquisa activa para la identificación de personas con sintomatología respiratoria, con prioridad en unidades cerradas y grupos vulnerables.

–Reactivar los planes de becas para estudiantes extranjeros.

–Establecer con carácter obligatorio la información de personas con síntomas respiratorios que se encuentren hospedadas en las casas de renta.

–Garantizar el uso de guantes de látex o poliuretano o polietileno por parte del personal de limpieza, así como el empleo de sustancias desinfectantes.

–Garantizar la realización de la limpieza y desinfección de los utensilios de cocina comedor, siguiendo los tres pasos (agua, sustancia detersiva, agua de enjuague con arrastre y desinfección con hipoclorito de sodio).

–Retirar revistas, plegables y otros materiales de las salas de espera que puedan constituir vías de transmisión de la enfermedad.

–Priorizar el abasto de agua y el saneamiento en los hospitales y centros de aislamiento con un sistema de control diferenciado y de rigor.

–Garantizar el cumplimiento de los Procedimientos Operacionales de Trabajo normalizados para el Saneamiento y Limpieza de las áreas de trabajo y las embarcaciones.

–Garantizar el cumplimiento de los Procedimientos Operacionales de Trabajo para la descarga de productos importados desde embarcaciones operadas en los puertos.

–Incrementar la vigilancia clínico epidemiológica durante la estancia de turistas extranjeros a partir del reinicio del turismo internacional, con la presencia del médico, enfermera y un licenciado en Higiene y Epidemiología las 24 horas en los hoteles.

Con respecto al aislamiento de viajeros y turistas, el gobierno anunció que durante la primera y la segunda fase de la etapa de recuperación del coronavirus se mantendrá la cuarentena obligatoria de 14 días en centros de aislamiento a todos aquellos ciudadanos nacionales y extranjeros residentes que arriben al país.

En la fase 2, cuando los viajeros lleguen al aeropuerto se les realizará un PCR en tiempo real, “cumpliendo estrictamente con las exigencias de bioseguridad en locales habilitados para este fin”, según explicó el ministro de Salud.

Más adelante, en la fase 3 de la desescalada, el aislamiento deberá cumplirse en las casas de los viajeros y será vigilado por el personal médico de los consultorios de la familia.

Archivado en:

Ernesto Hernández Busto

Periodista y ensayista cubano. Fundador del sitio Penúltimos Días.

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.