Personal médico realiza PCR a ciudadanos en Shijiazhuang Foto © Captura de video en Youtube CGTN en Español

China confina ciudad de 11 millones de personas para contener un brote de coronavirus

El gobierno de China confinó una ciudad de 11 millones de habitantes en la provincia de Hebei para contener lo que consideran el peor brote de coronavirus del país en la actualidad.

Hebei se encuentra en el norte del gigante asiático. Su capital provincial, Shijiazhuang, mantiene a los ciudadanos aislados bloqueando las principales carreteras, estaciones de tren y terminales aéreas y de autobuses.

Decidieron confinar la ciudad tras detectar 117 infecciones el miércoles y otros 66 casos positivos el jueves. La urbe es cercana a Beijing, por lo que las autoridades redoblan sus esfuerzos para evitar que el virus pueda golpear a sus vecinos. Solo pueden salir de Shijiazhuang, personas con casos de emergencia.

Se prohibieron todas las reuniones, cerraron las actividades docentes y se aislaron las aldeas de la región. El gobierno chino está aplicando en este territorio medidas radicales similares a las de Wuhan cuando se inició la pandemia.

CNN indicó que en Shijiazhuang, las autoridades declararon la semana pasada que la ciudad estaba entrando en un «modo de guerra» para combatir la propagación del virus.

Han realizado pruebas masivas para detectar la presencia del virus a 11 millones de residentes. Ya han analizado más de 2 millones de exámenes y han recopilado más de 6 millones de muestras.

El primer caso confirmado de este brote se detectó el 2 de enero. Las autoridades locales identifican las reuniones en funerales, bodas, reuniones religiosas y encuentros sociales, como los espacios de dispersión de este brote.

Este año los chinos no podrán viajar como suelen hacer para festejar las vacaciones del Año Nuevo Lunar y reunirse con su familia. En 2020 el gobierno cerró las fronteras de Wuhan solo dos días antes de las celebraciones y ya muchos ciudadanos habían abandonado la urbe enfermos.

La información sobre el coronavirus en China sigue siendo sumamente controlada por el gobierno. Este lunes un tribunal chino condenó a cuatro años de prisión a una persona que informó sobre el brote de Wuhan durante la primera gran crisis. Zhang Zhan, de 37 años, fue condenada bajo la acusación de "provocar peleas y disturbios".

Esta mujer dio testimonios de primera mano desde hospitales abarrotados y mostró las calles vacías. Sus informaciones permitieron un retrato más realista de la situación que los datos del gobierno chino.

Las autoridades chinas han puesto trabas a la comisión de expertos de la Organización Mundial de Salud (OMS) para negarles acceso al país con el objetivo de investigar el origen del coronavirus. Los 15 científicos que integran la misión iniciaron los contactos con el gobierno chino desde diciembre, pero no se les ha permitido viajar a realizar las investigaciones.

Archivado en:

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985