Los manjuaríes son una de las especies más antiguas de peces que existen en el mundo Foto © Facebook/Mytil Font Martínez

Aparecen tirados en una calle de La Habana dos manjuaríes, especie cubana en peligro de extinción

Dos manjuaríes aparecieron muertos ayer en la calle Tercera, entre C y D, del barrio habanero del Vedado, denunció en Facebook Javier Larrea, activista por los derechos de los animales en Cuba.

Los ejemplares fueron fotografiados en una acera cercana a la parada del ómnibus P2, en plena vía pública, así lo muestra la imagen compartida en las redes.

"Una especie en peligro de extinción Dios mío. Hasta cuándo", cuestionó Larreaa las autoridades cubanas.

"El manjuarí o catán cubano es un pez dulceacuícola del orden de los Lepisosteiformes perteneceinte a la especie. Es endémico de Cuba e Isla de la Juventud", comentó.

Este miércoles el joven había denunciado en sus redes sociales la venta de un murciélago en Cuba a través de Facebook. "Es hora ya de detener estas prácticas y que caiga el peso de la ley sobre estos sujetos", dijo.

Larrea, quien no ha obtenido respuesta, es uno de los tantos cubanos que demandan una ley de protección a los animales en Cuba. Luego de años exigiendo que este tema sea tomado en cuenta, las autoridades anunciaron la discusión del proyecto en febrero, aunque en ocasiones anteriores el debate ha sido pospuesto.

Algunos usuarios de las redes no descartan que se trate de un hecho asociado a ritos religiosos afrocubanos.

CiberCuba contactó a un especialista en el culto Yoruba para indagar sobre el uso de esta especie en algún ritual y confirmó que “algunas partes de su cuerpo son usadas como ingrediente místico de algunas deidades, y en la confección de Ékueles y cargas de ciertos secretos de Ifá, pero las prácticas con estos animales no son muy frecuentes por encontrarse en peligro de extinción.

“¿Dónde está el Ministerio de Ciencia Tecnología y Medio Ambiente? ¿Dónde están las autoridades cubanas? ¿Dónde está el proyecto de ley de Protección Animal??”, se pregunta un usuario mientras siguen apareciendo denuncias de abuso animal.

El manjuarí, o Lepisosteus tristoechus, es un raro pez que pertenece a la familia de los catanes o Lepisosteos. Se trata del vertebrado de agua dulce más antiguo de Cuba con aproximadamente 270 millones años. Su aparición se remonta a la era paleozoica, cuando aparecieron los primeros reptiles, según la enciclopedia cubana Ecured.

Especialistas cubanos apuntan a que su hábitat se reduce a la Ciénaga de Zapata, la zona occidental de Pinar del Río y la Isla de la Juventud, áreas muy restringidas en las que se encuentra seriamente amenazado.

“Es un verdadero tesoro de Cuba y otras partes semi-tropicales de las Américas. En otros tiempos fueron especies dominantes, pero en la actualidad constituyen verdaderas reliquias zoológicas, pues muchos de los animales que evolucionaron junto a él ya desaparecieron”, recoge un reporte de la revista especializada Cuba Subterránea.

Según científicos cubanos el manjuarí se identifica por su cuerpo alargado y angosto, y su hocico óseo con dientes aguzados. Algunos dicen que tiene cuerpo de pez y cabeza de reptil. Es uno de los pocos seres primitivos que aún habitan en ríos de Cuba.

Poseen una aleta dorsal en la parte trasera del cuerpo, cubierto por viscosas escamas. Otra peculiaridad de este ejemplar es que su vejiga natatoria está provista de vasos sanguíneos, lo que le permite funcionar como si fuera un pulmón, lo cual les permite respirar en aguas estancadas. Estos peces tienen vértebras estructuralmente muy parecidas a las de los reptiles.

El Manjuarí cubano es primo del Catán mexicano (Atractosteus tropicus) y el Pez Lagarto del Mississipi (Atractosteus spatula), estos son los únicos representantes de dicha familia de fósiles vivientes, por lo que necesitan  preservarse en sus sitios habitacionales.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba