Fundación para Derechos Humanos denunció uso criminal de medicina contra Otero Alcántara

Laura Pollán, fundadora de las Damas de Blanco, murió en el mismo hospital donde ahora está Otero Alcántara en condiciones no aclaradas, de forma independiente; y no pocos disidentes, como los hermanos Omara y Ariel Ruiz Urquiola han sido también víctimas de la inoculación de enfermedades, la negativa o demora en proveer las terapias correctas y el suministro de placebos en los tratamientos, señaló la entidad.

Luis Manuel Otero Alcántara Foto © Facebook / Luis Manuel Otero Alcántara

La Fundación para los Derechos Humanos en Cuba (FDHC) denunció este lunes el uso criminal de la medicina contra el artista Luis Manuel Alcántara, que permanece aislado e incomunicado en el hospital "Calixto García", de La Habana.

"El gobierno cubano ha usado a médicos y enfermeros corruptos para torturar con electroshocks, drogas y otras prácticas", durante sesenta años, subrayó la organización con sede en Miami, que exigió el cese incondicional e inmediato de la detención arbitraria, aislamiento y torturas psiquiátricas a Otero Alcántara

Laura Pollán, fundadora de las Damas de Blanco, murió en el mismo hospital donde ahora está Otero Alcántara en condiciones no aclaradas, de forma independiente; y no pocos disidentes, como los hermanos Omara y Ariel Ruiz Urquiola han sido también víctimas de la inoculación de enfermedades, la negativa o demora en proveer las terapias correctas y el suministro de placebos en los tratamientos, señaló la entidad.

Una élite de poder usa la medicina como herramienta diplomática, propaganda y -al mismo tiempo- como instrumento diabólico de represión, recordó la fundación humanitaria, cuyo Director Ejecutivo es Juan Antonio Blanco Gil.

Juan Antonio Blanco Gil, presidente de la Fundación para los Derechos Humanos en Cuba / Foto: Cortesía de Blanco Gil

No hay detención ni acusación policial, ni jueces que tengan que dar la cara para dictar sentencia; no hay juicios que provoquen la condena pública mundial; solo  médicos, psiquiatras y sus diagnósticos quienes se encargan de ejercer la represión, describió la FDHC.

La Fundación para los Derechos Humanos en Cuba está procesando como represores violentos a quienes cooperan con la Seguridad del Estado en infligir daños temporales o irreversibles al artista Luis Manuel Otero Alcántara, según su comunicado.

La dictadura cubana militarizó, desde el pasado 2 de mayo, el acceso y entorno de un conocido hospital público de La Habana, para usarlo como centro de secuestro, detención arbitraria, incomunicación y tortura del joven artista Luis Manuel Otero Alcántara, subrayó la FDHC, que también criticó la transformación de brigadas médicas cubanas que envía al extranjero en un modelo de negocio esclavista.

Pese a que el gobierno les roba entre un 70% y un 90% de sus salarios, no invierte ese dinero en la mejora de la Salud Pública, privando a los cubanos de analgésicos, antibióticos, mientras destruye medicamentos vendidos a terceros países y no usados para justificar las facturas que cobra a estados extranjeros, contrastó la fundación.

Si algún médico intenta escapar de ese criminal arreglo se le impide volver a Cuba, por un periodo no menor de ocho años, recordó la FDHC, que apoya las denuncias de médicos y enfermeras cubanas sobre las presiones del gobierno para que traicionen su juramento hipocrático.

Médicos y enfermeras que -dentro y fuera de Cuba- denuncian individual y colectivamente las prácticas gubernamentales representan la dignidad del gremio, concluyó la organización, que exigió al gobierno que renuncie al uso de la medicina con fines mercantiles y represivos.

La Fundación para los Derechos Humanos en Cuba, creada en 1992,  es una organización sin fines de lucro, dedicada a promover una transición democrática no violenta en la isla, mediante la potenciación de la sociedad civil, con la que colabora regularmente, a través de diferentes proyectos.

Juan Antonio Blanco Gil es historiador, filósofo y diplomático. Activista de derechos humanos y especialista en negociación y resolución de conflictos. Ex diplomático de Cuba en Naciones Unidas y en el Movimiento de Países No Alineados (1976-1992) y fundador del Centro "Félix Varela", organización no gubernamental cubana; desde 1996 está exiliado, primero en Canadá y luego en Estados Unidos, donde reside actualmente.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Carlos Cabrera Perez

Periodista de CiberCuba. Ha trabajado en Granma Internacional, Prensa Latina, Corresponsalías agencias IPS y EFE en La Habana. Director Tierras del Duero y Sierra Madrileña en España.

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba