Fallece a los 90 años el arzobispo sudafricano Desmond Tutu, Premio Nobel de la Paz

“Es otro capítulo de duelo para nuestra nación que despide a una generación de sudafricanos excepcionales que nos legaron un país liberado", afirmó el presidente de Sudáfrica Cyril Ramaphosa.

Flickr/Peter Williams,WCC
Arzobispo sudafricano Desmond Tutu Foto © Flickr/Peter Williams,WCC

El arzobispo sudafricano y Premio Nobel de la Paz Desmond Tutu falleció este domingo en Ciudad del Cabo a los 90 años, debilitado por un cáncer de próstata que padecía desde 1997 y lo mantuvo hospitalizado durante los últimos meses. 

“Es otro capítulo de duelo para nuestra nación que despide a una generación de sudafricanos excepcionales que nos legaron un país liberado", afirmó el presidente de Sudáfrica, Cyril Ramaphosa, en un comunicado oficial. El mandatario expresó también su "profunda tristeza tras la muerte de esta figura esencial de la historia de su país”. 

"Un hombre de extraordinaria inteligencia, integridad e invencibilidad contra las fuerzas del apartheid, también era tierno y vulnerable en su compasión por aquellos que habían sufrido la opresión, la injusticia y la violencia bajo el apartheid, y por los oprimidos y los opresores de todo el mundo", recordó Ramaphosa. 

Desmond Tutu es considerado uno de los representantes más importantes de la Iglesia Anglicana, por su implicación con los derechos humanos y de manera particular, su labor en Sudáfrica para poner fin al régimen de segregación racial del apartheid. Fue, además, uno de los máximos responsables de la liberación de Nelson Mandela

El también Premio Nobel de la Paz pasó su primera noche en libertad en la residencia de Tutu en Ciudad del Cabo. Mandela lo llamó “el arzobispo del pueblo” y tras asumir la presidencia de Sudáfrica, lo nombró al frente de la Comisión de la Verdad y la Reconciliación, que desveló los abusos del sistema de apartheid. 

Por sus contribuciones a poner fin a la segregación racial en su país, Desmond Tutu recibió el Premio Nobel de la Paz en 1984. Además de enfrentarse al apartheid, el sacerdote fue de los primeros líderes religiosos en abogar por los derechos de la comunidad LGTB y el matrimonio homosexual.

“Yo no veneraría a un dios que es homófobo”, afirmó en 2013 para presentar una campaña a favor de esta comunidad en Ciudad del Cabo. “Yo me negaría a un cielo homófobo. No, yo diría ‘Lo siento, preferiría ir a otro sitio’”, refirió también en ese momento.

Otra de sus causas más aclamadas en el mundo fue a favor de la eutanasia y la libre determinación de los enfermos terminales de poner fin a su vida sin ser condenados al infierno. Estas posturas le valieron el enfrentamiento directo con las altas esferas del Vaticano

Desmondo Mpilo Tutu nació en 1931, en un guetto negro de la pequeña ciudad minera de Klerksdorp, al oeste de Johannesburgo. En 1955 se casó con Nomalizo Leah Shenxane, con quien tuvo cuatro hijos. Tanto su esposa como sus descendientes sobreviven a la muerte del arzobispo. 

Descontentos por la discriminación de los alumnos negros en las escuelas, ambos decidieron abandonar la docencia. Tutu estudió entonces Teología y fue ordenado sacerdote en 1960. Dentro de la Iglesia Anglicana asumió diferentes responsabilidades, primero como obispo de Lesotho y de Johannesburgo y posteriormente como arzobispo de Ciudad del Cabo, así como secretario general del Consejo de Iglesias de Sudáfrica.

En 2010 se retiró de la vida pública como resultado de su ya avanzada edad y de un cáncer de próstata que padecía desde 1997. En aquel momento dijo que trataría de pasar más tiempo con su familia y descansar.

Según la agencia de noticias EFE, su última aparición pública había sido en un vídeo difundido el día de su 90 cumpleaños -el pasado 7 de octubre-, cuando su fundación celebró el onomástico con una conferencia virtual en la que tomaron parte el máximo líder espiritual tibetano, el Dalai Lama, la activista mozambiqueña y viuda de Mandela, Graça Machel, y la expresidenta irlandesa Mary Robinson, entre otras personalidades.

Fiel a su postura de constante defensa de los derechos humanos, Desmond Tutu firmó en 2013 una petición de la Red Latinoamericana y del Caribe para la Democracia que demandaba la recuperación de las libertades civiles, el diálogo y la democracia en Cuba con motivo de la visita del Papa Benedicto XVI a la isla. También en 2009, decidió no participar en la ceremonia en la que el gobierno sudafricano impuso a Fidel Castro la Orden de Oliver Tambo en grado oro, máximo reconocimiento que entrega esa nación. 

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba