La familia de Ana Frank intentó emigrar a Cuba

Desde antes de empezar la guerra el padre de la niña intentó emigrar a América.

Wikipedia.
Ana Frank Foto © Wikipedia.

Este artículo es de hace 3 años

La familia de Ana Frank, la niña judía que redactó un diario durante el tiempo que estuvo escondida de la ocupación nazi en Ámsterdam, intentó huir a Estados Unidos y a Cuba, reveló la agencia AP.

La Casa de Ana Frank en Ámsterdam y el Museo del Holocausto en Estados Unidos dieron a conocer la existencia de documentos que revelan que el padre de Ana, Otto, trató de obtener dos veces las visas estadounidenses.

Después, parece que probó suerte con Cuba.

“Me veo obligado a tratar de emigrar y, hasta donde puedo ver, Estados Unidos es el único país al que podríamos ir”, escribió Otto a su amigo Nathan Straus, que vivía en ese país en 1941.

Sus gestiones por sacar a su familia de Europa y llevarlos a América comenzaron en 1938, cuando aún no había comenzado oficialmente la guerra pero ya la Alemania de Hitler se había anexionado parte de Checoslovaquia.

Así dice en la misiva a su amigo, a quien le contó que había presentado una solicitud en el consulado estadounidense en la ciudad holandesa de Rotterdam, en 1938.

Pero también le relata que “todos los papeles han sido destruidos”, porque el 14 de mayo de 1940, cuando la familia Frank estaba aún en lista de espera, el consulado estadounidense fue destruido por el bombardeo alemán y todos los documentos se perdieron.

A pesar de ese incidente, los historiadores creen que aunque no se hubiese arruinado la solicitud de visa, hubiera sido muy difícil que la familia emigrara a Estados Unidos, pues por esa fecha eran miles los europeos que cada año intentaban llegar a esa nación.

El gobierno estadounidense otorgaba menos de 30.000 visas anuales.

La familia de Ana Frank nunca pudo salir de Europa. De su Alemania natal huyeron a Ámsterdam, donde para ocultarse de los nazis tuvieron que esconderse en un viejo edificio. Allí vivieron durante un poco más de dos años hasta que fueron descubiertos y enviados a campos de concentración. Solo el padre de la niña sobrevivió.

 

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba