Parlamento Europeo Foto © Wikimedia Commons

Parlamento Europeo condena el comunismo y pide que se investiguen sus crímenes

El Parlamento Europeo ha aprobado una resolución en la que condena al comunismo e incluso lo compara con el nazismo, por sus crímenes atroces contra la humanidad, la libertad y los derechos humanos, que se han mantenido impunes. 

En el documento, se establece que tanto el nazismo como el comunismo "cometieron asesinatos en masa, genocidios y deportaciones y fueron los causantes de una pérdida de vidas humanas y de libertad en el siglo XX a una escala hasta entonces nunca vista en la historia de la humanidad".

Asimismo, la resolución condena "los actos de agresión, los crímenes contra la humanidad y las violaciones masivas de los derechos humanos perpetrados por los regímenes comunista, nazi y otros regímenes totalitarios".

El Parlamento Europeo "pide a todos los Estados miembros de la Unión que hagan una evaluación clara y basada en principios de los crímenes y los actos de agresión perpetrados por los regímenes comunistas" y "que hagan todo lo posible para asegurarse de que los atroces crímenes totalitarios contra la humanidad y las graves violaciones sistemáticas de los derechos humanos sean recordados y llevados ante los tribunales, y que garanticen que estos crímenes no vuelvan a repetirse jamás".

Mediante la resolución, se cuestiona que en algunos países europeos sigan existiendo en espacios públicos monumentos y/o lugares que ensalcen al comunismo y a sus líderes; y que "se sigan usando símbolos de los regímenes totalitarios en la esfera pública y con fines comerciales". 

La resolución también condena "la regresión al fascismo, el racismo, la xenofobia y otras formas de intolerancia en la Unión Europea; y los movimientos radicales, racistas y xenófobos de distintas denominaciones políticas", por lo que "pide a los Estados miembros que condenen estos actos de la forma más enérgica posible, ya que menoscaban los valores de paz, libertad y democracia de la Unión".

Por tales razones, la resolución también pide a las naciones de la Unión Europea que "prohíban efectivamente los grupos neofascistas y neonazis y cualquier otra fundación o asociación que exalte y glorifique el nazismo y el fascismo o cualquier otra forma de totalitarismo".

El documento, impulsado principalmente por las Naciones Europeas del Este, fue aprobado con motivo del 80 aniversario del inicio de la Segunda Guerra Mundial y tiene como objetivo destacar "la importancia de la memoria histórica europea para el futuro de Europa".

 


 

Archivado en:

Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

 +34621383985