Aula vacía (Imagen referencial) Foto © Wikimedia Commons

Anuncian medidas para prevenir el coronavirus en escuelas de Miami-Dade el próximo curso

Las escuelas públicas de Miami-Dade, Florida, abrirán sus puertas nuevamente el próximo 24 de agosto, tras aprobarse una serie de medidas destinadas a proteger a alumnos y profesores de un posible contagio de coronavirus.

El superintendente escolar del condado, Alberto Carvalho, explicó cómo serán las clases durante el curso escolar, durante un seminario virtual organizado por la Cámara de Comercio hispana del sur de Florida titulado ‘Educación, el nuevo salón de clases’.

Carvalho ordenó cerrar todos los centros educativos públicos el pasado 16 de marzo, ante el alto número de casos de coronavirus confirmados.

Casi dos meses después de esa decisión, el funcionario explicó que para el próximo curso habrá una reestructuración de las jornadas decentes, lo cual implica que las clases online no serán descartadas, pues una parte de los estudiantes continuará recibiéndolas vía digital mientras la otra asistirá a las aulas.

Además de la reducción del número de estudiantes en cada escuela, otras medidas de prevención incluyen la disminución de la cantidad de alumnos en los autobuses así como en los pasillos, baños, cafeterías y otras áreas comunes de los planteles.

Asimismo, se medirá la temperatura de los educandos antes de subir a las guaguas y al entrar a los centros.

Los horarios serán escalonados, la mitad de los escolares acudirá a la escuela y la otra mitad permanecerá en su casa, donde recibirán los contenidos mediante clases virtuales. Los padres podrán escoger qué opción prefieren para sus hijos.

Por otra parte, aunque el nuevo curso comenzará el 24 de agosto, unos 46.000 estudiantes deberán empezar dos semanas antes. La cifra representa el 25 por ciento de la matrícula actual, que se ha atrasado académicamente durante este periodo en que la educación ha sido a través de Internet.

El pasado 20 de abril el gobernador de Florida, Ron DeSantis, informó que debido al auge de la pandemia en el estado, las escuelas continuarían cerradas hasta el final del curso escolar y los alumnos recibirían las clases por la modalidad online.

DeSantis admitió que esta forma de aprendizaje no era la ideal, pero precisó que todos sentían “que esa era la mejor decisión para seguir adelante”.

Uno de los que apoyó la medida en aquel entonces fue Alberto Carvalho, quien días antes había calificado de “imprudente” una posible apertura de los centros de enseñanza, por el elevado riesgo de contagio de coronavirus.

“La prioridad es la salud y la seguridad de nuestros niños y el personal por encima de todo. Por lo tanto, las escuelas estarán cerradas hasta el final de este año escolar. El aprendizaje a distancia continuará. La información sobre los protocolos de graduación para personas mayores se anunciará pronto”, dijo Carvalho en su cuenta de Twitter.

La educación a distancia ha sido un problema en muchos hogares pobres del sur de Florida, donde a menudo los niños no tienen acceso a la tecnología adecuada, o sus padres no pueden o no se ocupan de garantizar que los menores atiendan a las clases a través de la computadora.

Archivado en:

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985