Playa de Varadero (Imagen referencial) Foto © CiberCuba

Varadero vuelve a abrir sus playas a los bañistas

Las autoridades de Matanzas anunciaron que los habitantes de esa provincia cubana ya pueden bañarse en la playa de Varadero, aunque se mantendrán las medidas de distanciamiento social implantadas para frenar el brote de coronavirus y que no esté saturado en la etapa de verano.

Este miércoles comenzará la venta al público en los burós de reservas de las cadenas Islazul y Gran Caribe para hospedarse en los hoteles ubicados en la zona de la ciudad, dio a conocer Ivis Fernández Peña, delegada del Ministerio del Turismo en el territorio, en declaraciones a la Agencia Cubana de Noticias.

Según la funcionaria, todos los servicios vinculados al sector del turismo se reactivarán en función de los visitantes nacionales que opten por acudir a estas instalaciones, el cual prevé una reapertura de forma escalonada.

“En la medida en que la demanda llene las capacidades al 60 por ciento en las instalaciones, se reabrirán paulatinamente todos los hoteles previstos para la fase ahora en vigor”, precisó Fernández Peña.

La dirigente subrayó que desde hace varios días se capacita al personal que comenzará a trabajar tras la reapertura de los alojamientos, donde se deberán aplicar nuevos protocolos que incluyan acciones de vigilancia epidemiológica destinadas a garantizar la seguridad de usuarios y empleados.

Matanzas entró el pasado martes en la primera fase de recuperación post-coronavirus, tras mostrar cifras de control de la epidemia. Junto con La Habana, fueron las únicas provincias excluidas de la decisión de entrar en esta etapa el pasado 18 de junio, debido a que durante las últimas semanas continuaron reportando nuevos casos de COVID-19.

A comienzos de esta semana funcionarios del territorio revelaron que el balneario de Varadero continuaría limitando el acceso a los visitantes durante el comienzo de la reapertura, al igual que el resto de las playas de ambos litorales de la llamada Atenas de Cuba.

El Gobierno acordó que dada la situación actual no es posible autorizar grandes aglomeraciones en las playas.

Días atrás se anunció que el sector del turismo en el país, severamente afectado tras la declaración de emergencia sanitaria en el país, reiniciaría sus operaciones solamente con el mercado interno y con una ocupación limitada, hasta tanto no vuelvan a abrirse las fronteras internacionales.

En mayo pasado, el Consejo de Defensa Provincial acordó cerrar el acceso a la Península de Hicacos a los no residentes y prohibir a los vecinos del lugar bañarse en la playa.

Matanzas reportó el primer caso positivo de coronavirus el pasado 19 de marzo, en ese momento se encontraban en el territorio unos 34 mil turistas distribuidos en hoteles y casas de renta privadas.

Archivado en:

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985