Keilylli de la Mora Valle Foto © Facebook/ Keilylli de la Mora Valle / Zaqueo Báez Guerrero

Ingresan en psiquiatría a la opositora cubana Keilylli de la Mora

La opositora cubana Keilylli de la Mora Valle ha sido internada en la sala de psiquiatría de hospital Gustavo Aldereguía Lima en la provincia Cienfuegos. La joven presuntamente atentó contra su vida estando prisionera.

En la red social Facebook Ana Belkis Ferrer García, de la Unión Patriotica de Cuba (UNPACU), compartió un mensaje en que alerta sobre una posible estrategia del gobierno cubano para hacer pasar a Keilylli por enferma mental y de este modo silenciarla.

Keilylli es presa política miembro de UNPACU. Según la fuente que informa sobre su ingreso en la sala de psiquiatría, se debe a que la joven de 27 años atentó contra su vida. Actualmente se mantiene bajo custodia policial. Sin embargo, personas cercanas a ella tienen dudas al respecto.

“Todos sabemos que Keilylli se encuentra perfectamente bien psicológicamente y que los tiranos emplean todo tipo de mecanismo para destruir a sus adversarios políticos, a varios opositores pacíficos han intentado hacerlos pasar por desequilibrados mentales para acabar con ellos, para destruirlos empleando tan sádico y criminal método”, escribe Ana Belkis en su mensaje.

También en la red social Twitter el opositor cubano José Daniel Ferrer, líder de la Unión Patriótica de Cuba, compartió un mensaje de Raúl González en que alerta sobre la posible maniobra contra esta joven luchadora de Consenso Ciudadano, UNPACU y CUBADECIDE.

Keilylli de la Mora Valle cumple sentencia en la prisión de mujeres de Sabana Miguel en la provincia de Cienfuegos. Recientemente estuvo hospitalizada dos días por la huelga de hambre que inició el 4 de junio, en protesta por su encarcelamiento.

Posterior a este ingreso regresó el sábado 12 de junio al centro penitenciario de Sabana Miguel, en Cienfuegos. La familia fue informada de que estaba bien y que había abandonado el ayuno voluntario que deterioró su salud. Sin embargo, no pudieron hablar con ella porque la joven fue puesta en aislamiento por sospecha de coronavirus.

Keilylli se encuentra cumpliendo sentencia de un año y seis meses de privación de libertad por los presuntos delitos de propagación de epidemias, desacato, resistencia y desobediencia.

Archivado en:

Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

 +34621383985