Racismo en Cuba: "Solo una reforma de la sociedad puede sacar a la afrodescendencia de la marginalidad"

Un rapero, un historiador, un periodista y un activista político reflexionan sobre el tema del racismo en Cuba

Personas en una parada de transporte público en Cuba (referencia) Foto © CiberCuba

El rapero, Osvaldo Navarro ('Navy Pro'); el historiador, Manuel Cuesta Morúa; el periodista, Jorge Enrique Rodríguez; y el activista, Juan Antonio Madrazo, han opinado sobre el tema del racismo en Cuba y las vías para mejorar su incidencia en la sociedad cubana.

En entrevista realizada por Cubanet, el rapero Navi Pro parte de precisar que “cada afrodescendiente dentro de Cuba ha tenido, al menos un encuentro con la discriminación y el racismo dentro de la isla, incluso dentro de su propia familia".

En este sentido cita frases muy presentes en la sociedad cubana como “oye, tienes que adelantar la raza” o la habitual división entre “pelo malo y pelo bueno".

“Es como esa sutileza con que se te dice ‘tu raza no es la que debería ser’”, añade el músico y también activista por los derechos raciales en Cuba.

El historiador Manuel Cuesta Morúa, por su parte, considera “el tema del racismo en Cuba es 'un fenómeno estructural' que, como todo lo que dura mucho, ha acababo por “institucionalizarse” en la sociedad.

El historiador precisa que en la isla “no hay una educación multicultural, multirracial ni posracial”, y apunta que ese sería uno de los primeros puntos a tratar de cara al futuro.

El periodista Jorge Enrique Rodríguez alude a la fuerte presencia que tiene el componente racial en un elevado porcentaje de “las actuaciones policiales en Cuba”, y estima que la presencia de personas de raza negra en las cárceles del país ronda el 75 %.

Juan Antonio Madrazo, Coordinador Nacional del Comité Ciudadanos por la Integración Racial opina que el Gobierno cubano “en su campo ideológico ha venido amplificando la situación que hay en EE.UU. con el tema de la racialidad”, y sin embargo no ha sido capaz de “mirar hacia dentro”.

“En Cuba están pasando muchas cosas desde hace mucho tiempo, han pasado más de 60 años y todavía desde el propio poder hegemónico se continúa vendiendo la idea de que hablar sobre el tema del racismo amenaza la unidad nacional”, precisa.

Añade que la violencia policial “con perfil racial” en la isla es frecuente, y que tiene como foco sobre todo a los jóvenes negros en las zonas periféricas de las ciudades.

A la luz de la reciente muerte en Cuba de un joven de raza negra a manos de un policía el mes pasado, y previamente la muerte del afroamericano George Floyd, en EE.UU., el racismo y los comportamientos discriminatorios derivados de la raza han devenido en asunto de interés a nivel mundial y han reabierto un debate social que permanece inconcluso en la mayor parte de los estados del mundo.

Cuesta Morúa concluye su análisis diciendo que en el caso de Cuba, "solo una política real de reforma de la sociedad cubana es la que puede sacar a la afrodescendencia de la marginalidad".

Añade, igualmente, que la "lucha contra el racismo se gana en cada generación".

 A mediados de junio, el Gobierno de Cuba se mostró muy preocupado por la situación de los derechos humanos de los afrodescendientes en Estados Unidos y culpó al sistema capitalista de generar racismo y violencia policial en ese país, sin hacer autocrítica en ningún momento sobre comportamientos racistas que subsisten en el día a día de los cubanos, muchas veces bajo el amparo institucional.

"Cuba condena todas las manifestaciones de racismo, discriminación racial y xenofobia... debemos luchar contra las violaciones de DD.HH. basadas en el color de la piel y origen étnico", dijo Bruno Rodríguez en Twitter en junio, en una publicación que fue recibida con amplio rechazo por numerosos internautas.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba