Ernesto Vernier, paciente diagnosticado con coronavirus Foto © Captura de video de YouTube

Cubano habla de las secuelas que le dejó el coronavirus: Inflamación en intestinos y riñones

Ernesto Vernier, un trabajador de la emisora de radio de Baracoa, contó a la prensa guantanamera sobre las secuelas que probablemente dejó en su organismo el nuevo coronavirus.

"Muchas personas piensan que no, pero sí, el coronavirus deja secuelas", dijo Vernier a la televisión de Guantánamo, tras asegurar que previo al diagnóstico comenzó a sentir un fuerte dolor abdominal.

Tras algunos exámenes le diagnosticaron inflamación en los intestinos y los riñones, algo que los médicos piensan que está asociado al coronavirus.

A los siete pacientes que dieron positivo al COVID-19 en ese municipio, en el extremo más oriental de la isla, las autoridades sanitarias le realizan un seguimiento médico para ver la evolución de su salud, aseguró el propio Vernier.

"El coronavirus es una enfermedad muy peligrosa" advierte el director de programas de radio, que también utiliza ese espacio para alertar a sus oyentes sobre las medidas que se deben tomar para evitar el contagio y la propagación de la pandemia. "Ahora lo conozco más de cerca".

Diversos estudios científicos arrojan más luces sobre los efectos que podría generar el COVID-19 en los pacientes diagnosticados con la enfermedad. 

"Pensábamos que sólo se trataba de un virus respiratorio. Pero resulta que llega al páncreas, que ataca el corazón. Va por el hígado, el cerebro, los riñones y otros órganos. No nos dimos cuenta de eso al principio", dijo el doctor Eric Topol, un cardiólogo y director del Instituto Scripps de Investigación Transnacional de La Jolla, en California.

Aunque todavía no se conocen todos los efectos de la pandemia sobre los seres humanos, se ha llegado a la conclusión de que los pacientes pueden experimentar también trastornos de coagulación de la sangre, que pueden provocar accidentes cerebrovasculares e inflamación extrema que ataca a múltiples órganos.

El primer caso de coronavirus en Baracoa se diagnosticó el 11 de abril. Se trató de un hombre de 60 años que refirió estar en la capital cubana en marzo y luego de eso otras seis personas se contagiaron, según fuentes oficiales. El último caso positivo se diagnosticó el 14 de abril y desde entonces la Villa Primada no reporta enfermos asociados a la pandemia.

Archivado en:

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985