Ceremonia de ciudadanía en Sacramento, California (imagen de referencia). Foto © Twitter / USCIS

EE.UU exigirá reconocimientos faciales y de iris para trámites de residencia y ciudadanía

El gobierno de Estados Unidos pretende ampliar la recopilación de datos biométricos para quienes inicien los trámites de residencia y ciudadanía, de acuerdo con un aviso del Departamento de Seguridad Nacional (DHS por sus siglas en inglés) publicado el martes.

“Aprovechar la tecnología disponible para verificar la identidad de una persona que estamos evaluando es un gobierno responsable. La recopilación de información biométrica también protege contra el robo de identidad y frustra a los estafadores que no son quienes dicen ser”, explicó el encargado de las funciones del subsecretario de Seguridad Nacional, Ken Cuccinelli.

Las nuevas técnicas a emplear serían las de reconocimientos de voz a través de impresiones, además de escaneos faciales y de iris, como una forma rápida y precisa de confirmar la identidad de un solicitante que no requiere contacto físico.

Además, se autorizaría al DHS a recopilar ADN o resultados de pruebas de ADN para verificar una relación genética reclamada cuando el solicitante o peticionario no puede proporcionar suficiente evidencia documental para establecer la relación que expone.

El uso de los resultados de las pruebas de ADN o ADN para ayudar a establecer "unidades familiares" ayudaría a los peticionarios y al DHS a verificar las afirmaciones de relaciones genéticas y evitaría que los adultos que están bajo custodia se presenten falsamente como padres biológicos de menores que no están relacionados con ellos, apunta el sitio.

Al usar ADN o pruebas de ADN para establecer una relación genética auténtica entre adultos y menores bajo la custodia del DHS, el departamento puede proteger mejor el bienestar de los niños.

“Esta regla propuesta elimina cualquier ambigüedad en torno al uso de datos biométricos por parte del Departamento, estableciendo estándares claros sobre cómo y por qué recopilamos y usamos esta información”, dijo Cuccinelli.

Con los cambios planteados, el DHS modernizaría la recopilación de datos biométricos y autorizaría el uso ampliado de datos biométricos más allá de las verificaciones de antecedentes para incluir la verificación de identidad, la producción segura de documentos y la gestión de registros, detalla el aviso.

La implementación de estas técnicas presuntamente mejoraría el proceso de selección e investigación de antecedentes y reduciría la dependencia de documentos en papel e información biográfica para probar la identidad y relaciones familiares, facilitando a su vez una verificación de identidad y una gestión de la información más coherentes.

Sin embargo, para Ur Jaddou, ex funcionario de alto rango del Servicio de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos (USCIS), de ponerse en práctica, el procedimiento resultaría un velado intrusismo en la vida de las personas.

“Están usando un lenguaje demasiado generalizado en la ley para justificar una expansión masiva y sin precedentes para recopilar información realmente personal que parecen planear mantener y usar a perpetuidad. ¿Cuál es la razón para esto? ¿Cuál es el problema que están tratando de resolver?”, expresó, según el sitio BuzzFeed.

Sarah Pierce, analista de políticas del Migration Policy Institute, dijo que la regulación estaba “en línea con lo que esta administración ha querido hacer: aumentar la 'investigación extrema' de los inmigrantes que ingresan, pero es posible ir demasiado lejos e investigar eso es innecesario”.

Por su parte, Andrea Flores, subdirectora de política de inmigración de la Unión Estadounidense por las Libertades Civiles, también manifestó en un comunicado su desacuerdo, al decir que “recopilar una base de datos masiva de planos genéticos no nos hará más seguros; simplemente facilitará que el gobierno vigile y apunte a nuestras comunidades”.

“El objetivo de Trump es claro: cerrar el sistema de inmigración legal y hacer que la inmigración sea lo más difícil posible”, agregó.

Los oficiales de USCIS generalmente solo requieren huellas digitales, una firma y una foto de los adultos solicitantes y los mayores de 14 años que esperan obtener ciertos beneficios de inmigración, como visas temporales, tarjetas de residencia y ciudadanía.

Pero si el reglamento cambiara, los aspirantes tendrán que presentarse para la recopilación de datos biométricos, a menos que USCIS indique lo contrario.

Defensores de la privacidad, como la Electronic Frontier Foundation, han encontrado durante mucho tiempo problemas con los escáneres del iris, señalando que no solo pueden ser defectuosos en ciertas situaciones, sino que la creación de bases de datos de escaneo del iris puede comprometer información altamente sensible.

Archivado en:

Maykel González

Periodista de Cibercuba. Graduado de Periodismo por la Universidad de La Habana (2012). Cofundador de la revista independiente El Estornudo.

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985