Senado de Estados Unidos Foto © Flickr / Larry Lamsa

Senadores cubanoamericanos impulsan resolución en rechazo a elecciones fraudulentas en Venezuela

Una influyente coalición bipartidista de senadores, encabezada por los cubanoamericanos Marco Rubio (Florida) y Bob Menéndez (Nueva Jersey), presentó este martes un proyecto de resolución conjunta en rechazo a la celebración de elecciones fraudulentas en Venezuela bajo el régimen de Nicolás Maduro.

En el documento se denuncian los esfuerzos del régimen de Maduro para celebrar elecciones legislativas fraudulentas; un esfuerzo que cuenta con un “historial demostrado de celebrar elecciones fraudulentas durante los últimos cuatro años”.

Asimismo, la resolución denuncia la falta de condiciones aceptables para garantizar la libertad y la justeza de los comicios, debido a la falta de transparencia en el proceso electoral venezolano y a la mayor erosión de la democracia venezolana.

“Nadie debe ser engañado: el objetivo de Maduro, a través de estas llamadas elecciones legislativas, es silenciar las voces de los integrantes de la Asamblea Nacional electa democráticamente”, dijo Rubio en un comunicado. "Tras la selección por parte de Maduro de una Asamblea Constituyente ilegítima, y su historial de convocar a elecciones fraudulentas, la comunidad internacional debe unirse para condenar este proceso falso y apoyar al pueblo venezolano".

La resolución es patrocinada por los senadores republicanos Ted Cruz (Texas) y Rick Scott (Florida), y los demócratas Dick Durbin (Illinois), Ben Cardin (Maryland) y Tim Kaine (Virginia).

El texto expone los intentos del régimen bolivariano de forzar una celebración de elecciones que no cumplirán con los estándares internacionales para procesos electorales libres, justos y transparentes. El objetivo de las mismas sería “socavar a la Asamblea Nacional elegida democráticamente en Venezuela”.

Entre sus consideraciones, la resolución declara que el único órgano reconocido como legítimo por el gobierno norteamericano es la Asamblea Nacional elegida en diciembre de 2015. Un reconocimiento que comparte con otros gobiernos de la comunidad internacional.

Además, subraya que los países que conforman el Grupo de Contacto Internacional sobre Venezuela (Argentina, Costa Rica, Ecuador, Unión Europea, Francia, Alemania, Italia, Países Bajos, Panamá, Portugal, España, Suecia, Reino Unido y Uruguay) consideran que ‘‘por el momento, no se cumplen las condiciones, para un proceso electoral transparente, inclusivo, libre y justo”.

Los senadores estadounidenses también rechazan el nombramiento unilateral de los “nuevos miembros del Consejo Nacional Electoral de Venezuela, sin la aprobación de la Asamblea Nacional elegida democráticamente”.

La persecución política lanzada por el régimen de Maduro durante el presente año, así como de los órganos de la justicia, para “cooptar y socavar a los partidos políticos independientes” es denunciada por este grupo de senadores, quienes ven detrás de esta estrategia la intención de despojar de su liderazgo a partidos como Voluntad Popular, Primero Justicia y Acción Democrática.

La Resolución señala como una de sus principales consideraciones el fraude en las elecciones de 2018, consideradas como ilegítimas por más de 50 países que, finalmente, “reconocieron el final del mandato de Nicolás Maduro y la toma de posesión del presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, como presidente interino de Venezuela el 23 de enero de 2019”.

Y como consideración final, la Resolución esgrime las conclusiones de la Misión Internacional Independiente de Investigación de las ONU, que encontró a Maduro y a miembros de su régimen como responsables de una campaña de ejecuciones extrajudiciales, desapariciones, torturas, y detenciones arbitrarias que equivalen a crímenes sistemáticos de lesa humanidad.

Por todo ello, la resolución propone que se denuncien estos esfuerzos del régimen de Maduro por volver a celebrar elecciones fraudulentas y que el Senado americano se una a las voces de la comunidad internacional que rechazan esta estrategia.

Igualmente, los senadores instan a que las elecciones presidenciales y legislativas se celebren en Venezuela a la mayor brevedad posible, “de acuerdo con los estándares internacionales para procesos electorales libres, justos y transparentes, incluida una observación electoral internacional creíble”. En este sentido, piden al régimen de Maduro que “cese su campaña de persecución sistemática contra los partidos políticos independientes de Venezuela y su liderazgo”.

Por último, la Resolución pide la liberación inmediata de todos los presos políticos, “facilitar el acceso de organizaciones humanitarias y poner fin a su campaña de ejecuciones extrajudiciales, desapariciones forzadas, tortura y detenciones arbitrarias de opositores políticos, defensores de derechos humanos y activistas de la sociedad civil”.

En cuanto a las Conclusiones de la Misión Internacional Independiente de Investigación, el documento  pide que el Senado tome nota de las mismas, con el objetivo de pedir cuentas a Nicolás Maduro y a sus altos funcionarios por sus acciones.

Archivado en:

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985