Tito Salazar asesinó a Raidelis Blanco Almenares, en septiembre pasado. Foto © Tito Salazar / Facebook

Asesinó a su mujer en Cuba tras cumplir condena por intentar degollar a su anterior esposa

Tito Salazar asesinó a su esposa, Raidelis Blanco Almenares, en Contramaestre (Santiago de Cuba), el pasado 5 de septiembre. Lo hizo después de pasar nueve años en prisión tras intentar degollar a su anterior pareja.

Cuando ésta última supo lo de Raidelis, sólo atinó a decir: "De la que me salvé". Ésta es la historia que ha contado a CiberCuba un familiar directo de la fallecida.

Raidelis Blanco era una joven instructora de arte que habría cumplido 28 años el pasado 12 de noviembre. Llevaba entre siete y ocho años de matrimonio con Tito Salazar, un vendedor de viandas de 38 años. La pareja tenía en común un niño de 5 años, que presenció el asesinato de su madre y que ahora no para de repetir que cuando sea mayor quiere un cuchillo grande como el de su papá, para matarlo.

El crimen ocurrió sobre las 5:00 pm del 5 de septiembre pasado. Blanco y Salazar comenzaron a discutir porque él quería que ella se mudara a su casa, pero la joven instructora de arte se negaba. Con él no faltaba comida en su casa, pero aún así ella quería seguir viviendo con su mamá. Si él era capaz de maltratarla con su familia delante, qué no iba a hacer en la intimidad.

El 5 de septiembre, Raidelis Blanco cogió los fósforos y salió al patio de la casa donde vivía con su madre, a quemar los papeles del baño, y él la siguió detrás con un cuchillo de grandes dimensiones. A ella sólo le dio tiempo a gritar: "Mama, ayúdame, que me mata".

La madre de Raidelis cogió una escoba y empezó a golpear al asesino por la espalda y a gritarle que la soltara, pero cuando vio la sangre, se orinó encima de la impotencia de no poder salvar a su hija. Agarró al niño y salió corriendo a pedir auxilio.

"Nadie se atrevió a enfrentar a ese animal porque amenazó a todo el mundo con matar al que entrara a la casa a salvarla. Cuando acabó con Raidelis, Tito Salazar salió en busca de la mamá de ella y del niño para matarlos".

Poco después, se entregó a la Policía. Raidelis Blanco llegó con vida al hospital, pero los médicos no pudieron hacer nada por ella. Murió antes de ser sometida a una operación.

Nadie se extrañó en el barrio de que Tito Salazar hubiera matado a Raidelis. Le precedía su fama: había cumplido 9 años por intentar degollar a su anterior mujer y hasta le achacan otro delito grave por el que supuestamente nunca fue condenado.

La mujer de Tito Salazar lo perdonó y no lo abandonó mientras estuvo en prisión después de que casi la mata, pero al salir de la cárcel él inició una relación con Raidelis Blanco. Y, literalmente, eso le salvó la vida. 

"Fue algo que aún no hemos superado ni familia ni yo", comenta a CiberCuba un familiar directo de Raidelis Blanco, que asegura que el 3 de septiembre se levantó con un terrible dolor de cabeza y un mal presentimiento. "Yo no estaba en la casa cuando la mataron. Había salido a la casa de la costurera a probarme unas cosas que me estaba haciendo".

"Raidelis y yo nos visitábamos todos los días. Yo le decía que dejara a ese hombre, que la iba a matar un día. Él era muy violento. La amenazaba, le pegaba y terminó matándola".

Tito Salazar está preso, a la espera de juicio en Cuba. "Sólo le pido a Dios que sufra mucho porque ni con la muerte paga lo que hizo. Acabó con la vida de una mujer y destrozó la de una abuela y un niño".

Cuba ha registrado en lo que va de año al menos 25 feminicidios y tres infanticidios documentados por observadores independientes, según la plataforma YoSíTeCreo. El Observatorio de Feminicidios ha dedicado una semblanza a Raidelis Blanco. Intentan que estas muertes animen al Gobierno a aprobar una ley que tipifique el delito de violencia de género y contemple ayudas para las víctimas.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Tania Costa

(La Habana, 1973) vive en España. Ha dirigido el periódico español El Faro de Melilla y FaroTV Melilla. Fue jefa de la edición murciana de 20 minutos y asesora de Comunicación de la Vicepresidencia del Gobierno de Murcia (España)

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba