Mario Guerra recuerda su sacrificado inicio en la actuación: "Trabajé dos años sin cobrar"

El actor narró cómo fueron sus inicios de su carrera teatral en una entrevista con Haydée Milanés y Fernando Pérez.

El actor Mario Guerra junto a la cantante Haydée Milanés y el director de cine Fernando Pérez Foto © Facebook / Haydée Milanés

El actor cubano Mario Guerra habló sobre su trayectoria artística con el director de cine Fernando Pérez y la músico y cantante Haydée Milanés, en un espacio de entrevista creado y transmitido por estos dos últimos artistas en Facebook. 

En general, la entrevista se trató de una charla informal donde Guerra compartió experiencias comunes y anécdotas, y recordó sus inicios en la carrera actoral, donde fue difícil llegar a poder participar profesionalmente del teatro.

Al principio, de manera autodidacta, comenzó a estudiar con libros del director ruso Konstantin Stanislavski, y escribió una carta al Instituto Superior de Arte (ISA), donde no lo dejaron entrar porque no tenía 12 grado. 

Tras mucho interés y una voluntad de hierro con ganas de ser actor, a principio de los años 80, Guerra contactó con Mario Balmaseda, quien le ofreció trabajar como voluntario durante dos años sin remuneración económica en el Teatro Político, aunque no como actor, sino como utilero y carpintero. 

El actor tuvo su primera oportunidad como actor gracias a Tito Junco, quien lo introdujo en El sudor o la verdad de las cosas, del dramaturgo Abraham Rodríguez, donde participó en la última escena de la obra interpretando a un hombre marginal. 

Guerra también se refirió a Junco como uno de sus grandes maestros e influencia y reconoció que este lo inició en el mundo del teatro. 

A pesar de su difícil comienzo, Guerra se convirtió en un actor de culto, al protagonizar obras de teatro como Delirio Habanero, del director Raúl Martín; Electra Garrigó, del escritor Virgilio Piñera, y Manteca, de Teatro de La Luna, donde trabajó sistemáticamente en varias puestas. 

En el cine, el actor comenzó su carrera con un cortometraje protagonizado en 1991 inspirado en el cuento de Hemingway Los asesinos. Desde entonces, Guerra ha participado en más de 10 producciones cinematográficas, entre las que se encuentran Chico y Rita, del director español Fernando Trueba; Ciudad en rojo, de la directora cubana Rebeca Chávez; e Insumisa, del propio Fernando Pérez.  

Sobre su experiencia de trabajo en común, Pérez reconoció que Guerra es el tipo de actor que necesita sentir y desarrollar una pasión por los personajes que representa.  

En la entrevista sobresalió que Mario Guerra es uno de los actores preferidos de las nuevas generaciones, quienes lo buscan con frecuencia para trabajar en sus producciones. Actualmente, se encuentra trabajando con Daniel Santoyo, un joven cineasta, que ya ha sido reconocido por la Muestra de Jóvenes Realizadores del ICAIC y es apreciado en el gremio.   

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba