Iglesia católica cubana comienza a salir del closet político

"Hay quienes están pendientes del vecino que necesita una medicina, o de los ancianos que viven solos; o del matrimonio que se está rompiendo, para tratar de salvarlo; o de la compañera de trabajo que requiere ayuda para llevarle algo a su familiar preso o ingresado en el hospital. Hay quienes saben estar atentos al que ha comentado sobre sus deseos de atentar contra su vida, así como del joven que está cayendo en la trampa del alcohol y las drogas", escribieron los obispos cubanos este tercer domingo de junio.

Cardenal de La Habana, Juan de la Caridad García Rodríguez Foto © Arzobispado de La Habana

La Iglesia Católica parece estar saliendo del armario político con sus recientes acciones medidas y discretas en favor de opositores como José Daniel Ferrer, Luis Manuel Otero Alcántara y Bárbaro de Céspedes; y eligió el Día de los Padres para avanzar su posición sobre temas trascendentales: Pluralidad, Educación y Sexualidad.

El Consejo de Obispos Católicos de Cuba (COCC) agradeció a los padres que reúnen a sus hijos, aunque piensen diferente; en el mensaje público más político, tras la salida de Raúl Castro del poder formal y cuando la respuesta ciudadana a las acciones gubernamentales han subido de tono, dentro y fuera de la isla.

"Hay quienes están pendientes del vecino que necesita una medicina, o de los ancianos que viven solos; o del matrimonio que se está rompiendo, para tratar de salvarlo; o de la compañera de trabajo que requiere ayuda para llevarle algo a su familiar preso o ingresado en el hospital. Hay quienes saben estar atentos al que ha comentado sobre sus deseos de atentar contra su vida, así como del joven que está cayendo en la trampa del alcohol y las drogas", escribieron los obispos cubanos este tercer domingo de junio.

El inventario eclesial sobre la realidad cubana, exquisito en la forma, resulta demoledor para la dictadura más antigua de Occidente porque confirma su fracaso cotidiano, pero los obispos sumaron a las calamidades más visibles un claro posicionamiento contra la ideología de género, uno de los inventos del catálogo neocomunista post Muro de Berlín, dejando desnudo al gobierno en su estrategia de seguir obviando libertades y derechos humanos, como el de los padres y las familias a desempeñar un papel preponderante en la educación de hijos y nietos.

El gobernante partido comunista, único legal en Cuba, cree que congraciándose con demandas de colectivos ciudadanos, pueden tapar el sol con un dedo, pero muchos ciudadanos saben que la mejor garantía para proteger minorías es una Constitución y un cuerpo de leyes que garanticen la libertad y los derechos humanos de todos los cubanos, sin discriminación alguna por razones de sexo, raza, religión y opción política.

Los Obispos católicos de Cuba se han dirigido a la sociedad cubana reclamando al gobierno que la Educación sexual sea opcional, no obligatoria, en las escuelas públicas y propone un debate social, con un texto sólido, coherente, directo y claro, una demanda reiterada entre los creyentes de base, angustiados por el drama de Cuba y deseosos de escuchar a sus pastores.

Aunque la Iglesia católica evita el estruendo y se siente más cómoda hablando sotto voce y en coro, el deterioro evidente de Cuba, la incapacidad de los dirigentes comunistas para abordar el drama de la nación y la designación del padre Ariel Suárez Jáuregui como Secretario adjunto de la COCC han provocado, por diferentes motivos, el viraje de la Curia isleña.

Padre Ariel Suárez, Secretario adjunto y responsable del Departamento de Ecumenismo de la Conferencia de Obispos Católicos de Cuba

Suárez Jáuregui, 48 años, es un sacerdote ecuménico con buenas relaciones con los Ortodoxos rusos y griegos y con la comunidad evangélica, gracias a su excelente formación religiosa y humanista, trabajador y con una labor pastoral intensa, que podría ser reconocida con su designación como Obispo, siempre que consiga vencer las resistencias que sus modos generan en el Arzobispado de La Habana y en el Vaticano.

Los conservadores del partido comunista se frotan las manos con el pronunciamiento de la Iglesia católica cubana sobre la llamada ideología de género, pero se atragantaron con su imagen del padre plural, que no distingue a los hijos por razones políticas.

El bloque reformista se alegra con la apuesta plural de la Curia en temas que demandan un diálogo cubano sin exclusiones absurdas, pero lamentan que los obispos no hayan mordido el anzuelo de separar la libertad educativa y sexual de la política; división que ellos necesitan mantener para intentar avanzar en su idea de reforma, mermada por el atrincheramiento ideológico ordenado por la casta verde oliva, temerosa de perder sus canonjías; y por la testaruda crisis económica y financiera que mantiene a Cuba al borde del default.

De delicados equilibrios está hecho la relación Iglesia-Estado, como corresponde a dos poderes milenarios; pero Lucas avisó que la fe no hace que las cosas sean fáciles, pero hace que sean posibles; y parece que los obispos empiezan a tomarla al pie de la letra, para goce de las víctimas del comunismo, que vació los templos, derogó la autoridad paterna y empobreció espiritual y económicamente a Cuba.

Archivado en:

Artículo de opinión: Las declaraciones y opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad de su autor y no representan necesariamente el punto de vista de CiberCuba.


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Carlos Cabrera Perez

Periodista de CiberCuba. Ha trabajado en Granma Internacional, Prensa Latina, Corresponsalías agencias IPS y EFE en La Habana. Director Tierras del Duero y Sierra Madrileña en España.

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba