Batacazo de la izquierda en Andalucía

El Partido Popular gana por mayoría absoluta, con 58 escaños; el PSOE se hunde en su feudo histórico.

Partido Popular
Juan Manuel Moreno Bonilla, reelecto con mayoría absoluta como presidente de Andalucía Foto © Partido Popular

El Partido Popular (PP) ganó este domingo las elecciones autonómicas en Andalucía, por mayoría absoluta, y derrotó el Partido Socialista Obrero Español (PSOE), a Ciudadanos (C's) y al resto de la izquierda, congelando las aspiraciones de VOX de convertirse en socio necesario para gobernar.

Con el 99,24% de votos escrutados, el PP consiguió 58 de 109 escaños del parlamento andaluz; el PSOE, 30; VOX, 14, Por Andalucía, 5Adelante Andalucía, 2 y C's se quedó sin representación, pese a gobernar en coalición con los populares, en los últimos cuatro años, con buenos resultados de gestión y sin sombra de corrupción.

El ganador, Juan Manuel Moreno Bonilla, ha reiterado su perfil moderado y agradecido a los andaluces, a su partido y a su nuevo presidente Alberto Núñez Feijóo, la histórica victoria del Partido Popular en Andalucía que -junto a Cataluña- han sido termómetros históricos de las elecciones generales en España.

En clave interna, Moreno Bonilla se convierte en el barón más poderoso del Partido Popular, equilibrando el tablero interno con la líder madrileña Isabel Díaz Ayuso, un tsunami que arrasó al PSOE y la izquierda en la capital española y que gobierna con un perfil diferente al moderado del presidente andaluz, aunque ambos reconocen que sus regiones son diferentes política y socialmente.

El presidente del gobierno español y secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, se había desmarcado 48 horas antes del resultado andaluz, aclarando que no era extrapolable a España; pero los analistas políticos leyeron su aclaración en clave de derrota y recordaron que el expresidente Felipe González, un referente del socialismo español, andaluz y sevillano, rechazó participar en la campaña, a la que sí acudió el exmandatario José L. Rodríguez Zapatero.

La secretaria de Organización del PSOE, Adriana Lastra, había calentado el debate previo, pidiendo a los andaluces que salieran a votar para no tener que montar algaradas callejeras este lunes; incitación que recordó el cero antidemocrático sufrido por el parlamento andaluz, hace cuatro años, cuando el PP gobernó con el apoyo de Vox, que no entró en el gobierno, pero dio apoyo parlamentario y C's que ocupó varias consejerías.

Vox había apostado por ser socio de gobierno de Moreno, apoyado en que las encuestas le daban hasta 20 diputados; pero el resultado del PP lo convierte en irrelevante, quedándose en 14 escaños, dos más que hace cuatro años, que supo a poco a sus seguidores, tras haber conseguido entrar en el gobierno de Castilla y León (centro de España).

Por Andalucía, una coalición de seis partidos de izquierda, incluido el histórico Partido Comunista de España (PCE) consiguió cinco escaños, pero su candidata Inma Nieto se atribuyó contribuir a que la ultraderecha no entre en el gobierno andaluz. Los partidos a la izquierda del PSOE quedaron reducidos a la insignificancia parlamentaria diluyéndose en su división y las rencillas internas.

La ex Podemos Teresa Rodríguez, que encabezó Adelante Andalucía, la octava lista de izquierda que concurrió a las urnas autonómicas, usará los dos escaños conseguidos para forjar un nuevo andalucismo, nacionalismo regional, como ya ocurre en Cataluña, País Vasco, Valencia y Baleares, explicó.

Si se analiza como conjunto ambas candidaturas, la izquierda radical perdió 10 escaños, con respecto a las elecciones de diciembre de 2018, cuando concurrieron juntos bajo la marca de Adelante Andalucía y lograron un total de 17 representantes, fracaso que compromete el futuro de la plataforma de Yolanda Díaz en el inicio del ciclo electoral nacional y cuando las imputaciones judiciales de la vicepresidenta valenciana, Mónica Oltra y la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, han dejado tocada a su "chulísima" coalición.

La confirmación del anunciado cambio de ciclo político en España -como defienden la mayoría de analistas- se confirmará en mayo próximo, cuando se celebren elecciones municipales y autonómicas en la mayoría de la geografía española, que en el caso andaluz solo serán municipales.

La derrota del PSOE es la quinta consecutiva en los últimos dos años, tras los reveses sufridos en País Vasco, Galicia, Madrid y Castilla y León. 

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Carlos Cabrera Perez

Periodista de CiberCuba. Ha trabajado en Granma Internacional, Prensa Latina, Corresponsalías agencias IPS y EFE en La Habana. Director Tierras del Duero y Sierra Madrileña en España.

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba