Malecón habanero. Foto © CiberCuba

Elevarán la altura del muro del Malecón hasta los 1,25 metros

Esta noticia es de hace 1 año

La altura del muro del Malecón de La Habana se elevará hasta los 1,25 metros y se reforzará su fachada que da al mar, medidas que llevarán a cabo el gobierno de la ciudad y la Oficina del Historiador, a cargo de la restauración de esta emblemática avenida de la capital cubana.

Según reveló a la agencia EFE la arquitecta Perla Rosales, hay un interés personal del Historiador Eusebio Leal en el rescate del Malecón, “por ser la cara de La Habana”, afirmó.

Explicó la especialista que el muro acumula años de “empecinamiento” por “mantenerlo a salvo del mar”.

Ahora por fin, se agregarán rompeolas a metros de la costa para contener el primer impacto del agua, otra de las medidas destinadas a su protección.

Leal comenzó las labores de recuperación del Malecón en 2006, aunque se priorizaron las viviendas del paseo costero, algunas en peligro de derrumbe.

Tras años de deterioro causado por el salitre, las inundaciones provocadas por los huracanes y la falta de mantenimiento habitual, las estructuras de muchos de los edificios de la avenida comenzaron a debilitarse.

“Desde hace más tres años que no hay derrumbes totales (...). Logramos detener el deterioro rehabilitando los edificios que estaban en ‘estado regular’, reforzando y apuntalando para esperar mejores momentos de restauración”, explicó Rosales.

En el Malecón hay 14 manzanas donde coexisten 77 edificios, la mayoría del siglo pasado. De estos, alrededor de 45 presentaban tal deterioro que se necesitaba desalojarlos para repararlos y en algunos casos, derruirlos.

Se decidió entonces levantar edificios multifamiliares “con un mayor presupuesto del asignado usualmente” y trasladar a sus moradores, una solución que a menudo encontró “resistencias lógicas”, relató la funcionaria.

“Nosotros no nos vamos porque mi sobrino ha arreglado la casa para que no se caiga. Tenemos humedades y el último huracán nos arrancó la puerta, pero esta casa tiene siete habitaciones, no nos vamos a ir para algo peor”, dijo a EFE Sonia Santiesteban.

Otros vecinos, como la anciana Mercedes Simón, sí está de acuerdo con marcharse porque cada año que pasa “la situación es peor. Hace falta que nos saquen de aquí, que nos den casas y que reparen esto para oficinas, para una tienda”, solicitó.

El actual plan de proyectos comprende la construcción de inmuebles de acuerdo a las nuevas especificaciones de la Tarea Vida, plan del Estado para afrontar el cambio climático.

Se decidió que los edificios elevarán el nivel del piso sobre las aceras, sus plantas bajas solo tendrán uso comercial y los sótanos solo se destinarán a estacionamientos, como se hizo en el hotel Terral, levantado tras demolerse el inmueble que estaba en su lugar.

 

Esta noticia es de hace 1 año
Archivado en:

Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

 +34621383985