59 Serie Nacional de Béisbol: ¡Matanzas campeón!

Los Cocodrilos de Matanzas mataron las ilusiones de la fanaticada camagüeyana al ganar el juego seis del play off decisivo de la 59 Serie Nacional, con abultado score de 11x2.

La visita marcó prematuramente cuando el primer bateador del encuentro, César Prieto, le despachó la pelota a la gran figura del pitcheo camagüeyano en la postemporada, Yosimar Cousin.

El joven derecho agramontino quedó afectado por el golpe y en ese mismo inning embasó a dos hombres por boleto, síntoma negativo que no lo había aquejado en sus salidas anteriores. No obstante, logró cerrar la entrada sin males mayores.

La historia se repitió en el capítulo siguiente, pero esa vez el desenlace fue distinto para Cousin. A saber, Erisbel Arruebarrena lo empezó con bambinazo, Andy Cosme recibió base por bolas y hasta ahí llegó el starter de los Toros, a todas luces diezmado en el orden físico por el trajín intenso de este enero.

De manera que Miguel Borroto debió modificar todos sus planes y recurrir a Yariel Rodríguez, el abridor previsto para el eventual séptimo juego. El Gallero de San Serapio vino con la velocidad y el control a tope, repartió ponches por doquier, pero su equipo no conseguía descifrar a un Noelvis Entenza en tarde de lujo que colgó sin apremios los seis ceros iniciales.

El choque transcurrió cerrado hasta que sobrevino la debacle. Para desazón del atiborrado Cándido González, Yasiel Santoya y Arruebarrena abrieron el sexto con sendos imparables, y a seguidas Rodríguez tiró mal a la antesala con el toque de sacrificio de Cosme.

Bases llenas sin out: escena lista para que Eduardo Blanco sacara un globo por la raya del right field que empujó dos, Raico Santos largara un tubey propulsor de la quinta para los yumurinos, un wild pitch del relevista Frank Medina pusiera el 6x0 en la pizarra, y el doblete de Javier Camero concluyera la cosecha con otras dos carreras.

La mini-rebelión agramontina del séptimo, limitada a dos anotaciones, no hizo más que evitar la humillación de la lechada.
Por cierto, de sacar los últimos outs se encargó el veterano Jonder Martínez, campeón con La Habana en 2009 y con Villa Clara en 2013.

Así, la provincia consiguió su sexta corona en campeonatos nacionales después de las conseguidas por los extintos Henequeneros (1970, 1990 y 1991) y Citricultores (1977 y 1984).

Archivado en:

Michel Contreras

Periodista de CiberCuba, especializado en béisbol, fútbol y ajedrez.

Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

 +34621383985