La madre y su pequeño Deylan Foto © Eruka Perez/Facebook

Madre cubana ruega por una visa humanitaria para su hijo: "Necesito saber lo que tiene"

Una madre cubana está rogando por una visa humanitaria para su hijo, enfermo desde hace tres años, porque en la Isla no han dado con un tratamiento que pueda controlar su enfermedad.

"Necesito saber lo que tiene mi hijo y que se le hagan pruebas más profundas porque nunca se supo de dónde provino la gravedad", dijo en la red social Facebook la madre de Deylan, Eruka Pérez.

El pequeño hace reacción a los antiepilépticos y se desconoce por qué. "Aquí se le ha hecho de todo y no se sabe nada, incluso las resonancias no dan nada para saber la etiología de su enfermedad".

Según relató la madre, todo empezó luego de que el pequeño se enfermara de gravedad y pasara dos meses ingresado, y entubado durante trece días.

"Hizo un fallo multiorgánico con un coma ligero con miles de diagnósticos en ese momento, ahora quedó con una encefalopatía estática acompañada de una epilepsia que no se quita, lleva 2 años y medio con crisis todos los días que los medicamentos no controlan", sostiene la madre.

También aseguró que su hijo "era un niño normal y ahora no habla, perdió el equilibrio al caminar por lo que tengo que sostenerlo todo el día, no recuerda nada de lo que hacía y tiene un gran problema con la atención y concentración".

Algunas personas le han preguntado a la madre por qué esperó tanto tiempo para pedir ayuda por su hijo, a lo que esta respondió: 

"Cuando mi hijo estuvo grave y al borde de la muerte yo me aferré mucho a Dios y una de las tantas cosas que le pedí fue que no se lo llevara, que me lo dejara con vida como quedara y así fue, vivo pero no el mismo".

"Al principio fue duro, durísimo, pero con el tiempo mi cerebro bloqueó que algún día tuve un niño normal e inteligente y aprendí a vivir con el nuevo estos dos años a pesar de mi problema, no he dejado de llorar pero tampoco de disfrutar algún momento que se me presente porque al final tengo por qué celebrar. Lo tengo vivo". dijo.

Según explicó, ahora ha decidido pedir ayuda porque ya lleva dos años en hospitales y no percibe ninguna mejoría neurológica.

"Sus crisis arrecian y nadie puede darme respuestas a muchas preguntas que tengo, porque como me dicen, Deylan, que es mi hijo, es un caso atípico pero creo que merezco más que eso y él también", dijo.

Este año, varios son los niños cubanos que han recibido visa humanitaria para tratar su enfermedad en Estados Unidos.

Tal fue el caso de Thiago, un niño cubano de dos años de edad, llegó en enero a Estados Unidos para curarse de un tumor cerebral con el que fue diagnosticado.

En enero también viajó a Miami la niña cubana Ashlin Naara para ser atendida por especialistas médicos después de recibir una visa humanitaria.

Archivado en:

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985