Base de campismo cubana (Imagen referencial) Foto © Radio Rebelde/ Abel Rojas Barallobre

Campismos en Mayabeque abren sus puertas para residentes en la provincia

Tras entrar en la primera fase de la etapa de recuperación de la pandemia de coronavirus, la empresa de campismo popular de Mayabeque anunció la apertura gradual de sus bases en el litoral norte, a las que tendrá acceso solo la población residente en la provincia.

Según un reportaje de la televisión estatal, las bases Playa Amarilla, La Laguna, El Camping y Las Almendras, situadas en el municipio Bejucal, son por el momento las únicas en comenzar a dar servicios.

Sus trabajadores han tenido que adaptar las condiciones de las instalaciones para cumplir con los nuevos protocolos higiénicos sanitarios que garanticen una adecuada prevención contra el COVID-19, de acuerdo a la información de Yuarmán Domínguez López, director general de la empresa.

“Los restaurantes disminuyeron su capacidad, así como también las cabañas; ya no hay de seis, solo de cuatro clientes”, detalló.

“En las áreas de servicio todos los clientes deben usar nasobuco. En todas las instalaciones hay un médico y una enfermera que deben tomar la temperatura a los clientes cuando entran a las bases”, agregó.

Más de 500 campistas ya han efectuado reservas en las diferentes oficinas de la provincia.

Por otra parte, al igual que en los hoteles, los dirigentes del sector de campismo insisten en que estos meses de cierre se han aprovechado para llevar a cabo un proceso inversionista que beneficia la infraestructura de las instalaciones.

Según Walter Lorenzo Pérez, director de inversiones y servicios técnicos de la empresa, se está ejecutando una inversión aprobada de 6,8 millones de pesos que se emplearon en adquirir mobiliario de cocina nuevo, medios deportivos, equipos de audio, muebles y colchones para las cabañas, así como casas de campaña para una modalidad nueva que se va a introducir en la base Playa Amarilla.

Con el transcurso de los días, si la situación sanitaria en el territorio se mantiene estable y no se reportan nuevos casos de coronavirus, se reabrirán al público otras bases.

Esta semana el Gobierno de Cuba aseguró que la epidemia de coronavirus está controlada, al tener en este momento solo 102 casos activos de un total de 2.319 pacientes confirmados durante la crisis sanitaria.

Además de los campismos, el régimen ha autorizado la reapertura del turismo, su principal fuente de ingresos. Los habitantes de la provincia de Matanzas ya pueden bañarse en la playa de Varadero, aunque se mantendrán las medidas de distanciamiento social, por lo que el balneario no estará a plena capacidad en la próxima etapa de verano.

Por ahora las cadenas hoteleras Islazul y Gran Caribe son las que comenzaron la venta de reservas para hospedarse en sus  hoteles, los cuales recibirán solo a turistas nacionales hasta que se abran las fronteras.

El pasado 23 de marzo se anunció el cierre inmediato de los campismos populares en todo el país, al igual que de otras instalaciones de ocio como bares, discotecas, cabarets y centros recreativos estatales y privados, debido a que el coronavirus se estaba propagando en la Isla.

La medida incluyó también a locales como los cines, teatros y parques temáticos, los cuales aún permanece cerrados.

La vuelta a algunas actividades económicas implica que se tendrán que mantener las medidas higiénico sanitarias de prevención del COVID-19, como las que regulan el funcionamiento de los restaurantes y cafeterías.

El Ministerio de Comercio Interior (MINCIN) estableció en marzo que para evitar la propagación del virus en estos locales habría que separar las mesas dos metros entre sí, lo que limita al 50 por ciento la capacidad de los mismos.

 

 

Archivado en:

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985