Goya Foods / Prudencio Unanue y su esposa Carolina Casal Foto © Twitter @GoyaFoods / Wikipedia

Los Unanue, la familia española que siguió el sueño americano y construyó Goya Foods

Goya Foods es la mayor empresa hispana de alimentos en los Estados Unidos. Fue creada en 1936 por un matrimonio de emigrantes españoles que arribó a Manhattan desde Puerto Rico. Persiguieron el sueño americano y construyeron su propio emporio en el complejo mundo de los sabores hispanos.

Después de que el actual presidente ejecutivo Robert Unanue hiciera declaraciones comparando a Donald Trump con su abuelo, un emigrante español, la empresa de alimentos sufre el boicot de quienes rechazan la gestión de Trump, pero muchas voces latinas se han levantado en su apoyo.

¿Quién era Don Prudencio Unanue, el fundador de Goya Foods?

Prudencio Unanue Ortiz (1886-1976) era natural de Villasana de Mena, un pequeño pueblo de Burgos, España. Emigró en 1903, con solo 17 años para abrirse camino en el mundo. Su primer destino fue San Lorenzo de Puerto Rico y allí conoció a otra española, Carolina Casal de Valdés.

Carolina Casal Unanue (1890-1984) era una gallega de Caldas de Reis. Conoció a Prudencio cuando ya tenía un pequeño negocio de ultramarinos, pero tuvo que esperar tres años para la boda pues él marchó a estudiar en la escuela de negocios de Albany, en el norte de Nueva York, en 1918.

Prudencio volvió a San Lorenzo, contrajo matrimonio con Carolina y ambos volvieron a Nueva York donde abrieron una pequeña tienda de productos españoles. Vendían aceite de oliva, aceitunas, sardinas y otras cosas, en la calle Duane de Manhattan.

Había un mercado creciente de consumidores hispanos y latinos que pedían alimentos frescos y de calidad en Estados Unidos. Los Unanue concentraron sus esfuerzos en suplir la demanda de esas familias en Nueva York.

Importaban productos españoles auténticos hasta que la Guerra Civil les impidió continuar con las importaciones y tuvieron que buscar nuevos proveedores en Marruecos donde encontraron, unas populares sardinas de marca Goya. Este nombre era mucho más corto, poderoso y terminó convirtiéndose en el que definiría a la pequeña empresa en 1936, tras comprarlo por un dólar, según indica Vanity Fair.

Prudencio y Carolina tuvieron cuatro hijos varones Charles, Joseph, Anthony y Frank. Actualmente preside la empresa su nieto Robert Unanue, hijo de Anthony Unanue.

¿Cómo llegó Goya Foods a convertirse en un emporio del sabor hispano?

El crecimiento de la población hispana en Nueva York y en Estados Unidos, hizo que la demanda aumentara y que la línea de productos e instalaciones de Goya se multiplicara y diversificara.

En 1958 buscaron almacenes mayores en Brooklyn. Luego en 1974 se expandieron a Nueva Jersey donde se encuentra su sede principal hasta la actualidad.

El año 2005 supuso la expansión global de Goya. La compañía de alimentación presentó un plan estratégico de 10 años e invirtió $500 millones de dólares en su nueva imagen.

En 2017 Goya poseía ya cinco nuevos y modernos centros de distribución y fabricación en Texas, California, Georgia y Nueva Jersey para satisfacer la demanda de sus consumidores.

Cómo lo hicieron no es un misterio. Tras el crecimiento de Goya hubo un profundo conocimiento del mercado, una minuciosa atención a los deseos del cliente, décadas de arduo trabajo, estudios, proyecciones e inversiones, todo sustentado en el esfuerzo mancomunado de la unidad familiar.

El slogan de la empresa es: “Si es Goya, tiene que ser bueno”.

Sus productos estrellas son los frijoles negros, la harina Masarepa y el adobo, en salsa y en polvo. Combinando condimentos e ingredientes de calidad llegaron a conseguir un sabor auténtico y lo ofrecieron a precios asequibles.

Actualmente poseen 26 instalaciones en Estados Unidos, Puerto Rico, República Dominicana y España. Esta compañía emplea a más de 4.000 personas en el mundo y generan $1.5 millones en ventas anuales.

Goya Foods ofrece más de 2.500 productos del Caribe, Centroamérica, Sudamérica y España. Son líder en la industria alimentaria latinoamericana y una marca estadounidense de confianza. Se han convertido en la segunda familia hispana más adinerada en los Estados Unidos, con una fortuna estimada en 750 millones de dólares.

Goya Foods en el siglo XXI, su rol sociocultural en Estados Unidos

Goya tiene un papel de influencia social y apoyo comunitario destacado con ayudas a casi 300 organizaciones, programas, becas y eventos caritativos. Además, cada año dona millones de libras de alimentos a los bancos y refugios locales, especialmente en tiempos difíciles.

En el 2011, el presidente Barack Obama condecoró a la compañía de alimentos Goya Foods por su éxito y compromiso con la comunidad hispana. Según refiere la web de la empresa es la única compañía en la historia en haber sido honrada por este presidente.

Goya también tiene un papel activo en la protección del planeta. Es el mayor usuario de energía solar entre las empresas de su tipo de propiedad hispana y se ubica como uno de los principales usuarios corporativos de energía solar en la industria de alimentos estadounidense.

¿Por qué tantas voces se levantaron en apoyo a Goya?

El apoyo a Goya tras el boicot sugerido por las palabras de su presidente ejecutivo en la Casa Blanca durante la “Iniciativa de Prosperidad Hispánica”, no es solo de quienes admiran las políticas de Donald Trump, sino de miles de ciudadanos estadounidenses cuyas vidas están conectadas con un sabor que les remite a su hogar, a su historia, al valor de la familia.

El presidente Trump no cometió un acto ingenuo al elegir a Goya Foods como aliado para acercarse a la comunidad hispana. Las raíces de Goya Foods están en las tradiciones culinarias de estas comunidades alrededor de mundo. Su historia está vinculada a la importancia de la familia y a la realización del "sueño americano". Tienen ya más de 80 años de experiencia en la administración de empresas de alimentación y en la defensa de la auténtica cocina latina y eso no lo derrumba un caprichoso boicot.

Archivado en:

Playlist de videos en CiberCuba

Gretchen Sánchez

Periodista en CiberCuba. Doctora en Ciencias por la Universidad de Alicante, España. Lic. en Estudios Socioculturales, Cuba.

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985