Estudian flexibilizar medidas restrictivas por COVID-19 en Matanzas

De derogarse las restricciones, los restaurantes y cafeterías estatales y particulares, así como el transporte urbano y privado, funcionarían hasta las 8:00 de la noche, y se permitiría a las personas bañarse en las playas.

Cola en Matanzas Foto © Trabajadores

Las autoridades de Matanzas están estudiando flexibilizar las medidas restrictivas que se adoptaron meses atrás por el aumento de contagios de coronavirus.

El grupo temporal de trabajo creado en la provincia cubana para enfrentar la pandemia podría anunciar el relajamiento de las medidas, debido a la disminución de casos positivos y la tasa de incidencia, siempre que el grupo nacional apruebe la propuesta.

Mario Sabines, gobernador del territorio, explicó en videoconferencia con las autoridades de los 13 municipios, la posibilidad de la reapertura de la gastronomía, el transporte y la realización de trámites por la población.

De derogarse las actuales limitaciones de movimiento y servicios, los restaurantes y cafeterías estatales y particulares, así como los medios de transporte urbano y privado, podrían volver a funcionar hasta las 8:00 de la noche -en la actualidad operan solo hasta el mediodía-, y se permitirá a las personas bañarse en las playas.

Quedan excluidos de la reapertura los bares y centros nocturnos, los cuales continuarán cerrados al público.

Todos los locales deberán contar con un certificado sanitario, respetar la capacidad de aforo autorizada y ventilación sin equipos de climatización, y los empleados tendrán que seguir cumpliendo estrictas medidas de bioseguridad para atender a los clientes.

Según reporta la agencia estatal Prensa Latina, Liván Izquierdo, primer secretario del Partido Comunista en Matanzas, subrayó que para llegar a la nueva normalidad es necesario realizar las pesquisas, el aislamiento y la prueba de PCR a todos los sospechosos de portar la enfermedad, así como la desinfección de las viviendas de enfermos ya confirmados con el virus.

Estas medidas se proponen luego de que el gobierno de Cuba anunciara la flexibilización del protocolo sanitario internacional para los cubanos que arriben desde Rusia a los aeropuertos de Varadero y Cayo Coco, el cual eximió a los viajeros de la obligación de hacerse un test de PCR a su llegada al país, aunque sí cumplirán con los 14 días de aislamiento en un hotel.

De acuerdo con una información de la terminal aérea de Varadero, todo esto forma parte de la desescalada del Ministerio de Salud Pública (MINSAP), "para ir restableciendo las condiciones normales del turismo en el país", en consonancia con el anuncio de la apertura gradual de las fronteras de la Isla al turismo internacional a partir del próximo 15 de noviembre.

En julio pasado, el gobierno de Matanzas aprobó una serie de medidas para tratar de rebajar la cifra de contagios de coronavirus. La Atenas de Cuba enfrentaba entonces el peor rebrote de la pandemia, con miles de casos diagnosticados cada día y hospitales colapsados por falta de camas y personal médico para atender a los enfermos.

Mientras tanto, miles de turistas rusos y canadienses seguían llegando a Varadero y otros destinos de sol y playa del país, a quienes la población responsabiliza del aumento de contagios en la provincia.

A comienzos de ese mes, imágenes publicadas en redes sociales mostraban a los visitantes extranjeros hospedados en hoteles del famoso balneario paseando en yates de motor, rodeados de personas, bebiendo o disfrutando de la música cubana, sin usar mascarilla ni guardar la distancia recomendada por los expertos de salud.

El incumplimiento por parte de los turistas de las medidas de prevención del virus preocupa a la ciudadanía, debido a la cantidad de empleados del sector que después de jornada laboral regresan a sus casas y pueden contagiar a familiares y amigos.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba