Un cubano navega desde su móvil en La Habana (Imagen de referencia) Foto © CiberCuba

"ETECSA no puede ser la única dueña de todo", cubanos opinan

Como de costumbre, la Empresa de Telecomunicaciones de Cuba (Etecsa) anuncia con fuegos artificiales la llegada de “mejoras” para sus clientes en la segunda quincena de junio, pero la realidad permanece sombría: fallos de red, llamadas interrumpidas, SMS imposibles de enviar y unos datos móviles tan inestables como un barco en plena tempestad.

Aunque las autoridades del monopolio estatal han informado que se implementarán nuevas ofertas para la red de cuarta generación (4G) y abrirá para los clientes prepagos la posibilidad de adquirir paquetes combinados de voz, SMS y datos, la calidad de los servicios va de mal en peor. Etecsa acumula una mentira tras otra porque las experiencias de uso no dejan de ser lamentables.

De acuerdo con la versión oficial, a pesar de la inestabilidad de la red celular -cuyo tráfico ha sufrido un aumento de más de un 90% con la aparición del coronavirus-, en Cuba existen más de 3,7 millones de servicios por internet móvil, más de 1 millón de ellos sobre la 4G.

Si bien la entidad ha dicho que la ampliación de la red 4G responde a las necesidades de comunicación de sus clientes y del teletrabajo, ha obviado mencionar la importancia que tienen esas reformas para las campañas políticas que organiza el gobierno en las redes sociales.

Numerosos usuarios han denunciado la hipocresía de Etecsa, que supuestamente trabaja para democratizar el acceso a internet en Cuba al tiempo que mantiene limitada la entrada a sitios que critican la situación del país. De igual forma, reclaman que el quehacer de la empresa sea transparente, que haga pública la cantidad de dinero que ingresa y en qué lo utiliza.

Usuarios denuncian la hipocresía de Etecsa, que supuestamente trabaja para democratizar el acceso a internet en Cuba al tiempo que mantiene limitada la entrada a sitios que critican la situación del país. De igual forma, reclaman que el quehacer de la empresa sea transparente, que haga pública la cantidad de dinero que ingresa y en qué lo utiliza

Al decir de la abogada Aniuska, de 45 años, “nadie es bobo para creer que el giga que han estado dando de bono en las últimas recargas de Etecsa es para que un cubano cualquiera se conecte a donde quiera, sino para que todos los encargados de defender a la dirigencia cubana en la web, como los estudiantes de la Universidad de Ciencias Informáticas (UCI), puedan opinar fácilmente”.

A la vez, los datos móviles de la conexión 4G se van como agua. “Es una trampa para quitarnos dinero. Cuando más embullados estamos, se nos acaban los megas sin que Etecsa sepa explicar en qué se fueron. ¡Ah, pero los de la navegación nacional sí nos duran. Definitivamente, no ponen una y nosotros siempre salimos perdiendo. Lo único que nos salvará será la competencia. Etecsa no puede ser la única dueña de todo”, considera Inés, propietaria de una pequeña pizzería.

Por otro lado, algunos insisten en preguntarse por qué si la utilización de datos móviles requiere siete veces más recursos que el servicio de voz (que ha crecido entre un 10 y un 20% desde el inicio de la pandemia), no se rebajan la tarifa de las llamadas o el costo de los SMS.

Tal reclamo tiene en cuenta sobre todo a los miles de personas que no tienen suficientes recursos ni siquiera para comprarse un teléfono inteligente o acceder a internet. En palabras de un forista de Cubadebate, “una llamada de voz al vecino de la acera de enfrente Etecsa la cobra 70 veces más caro que una llamada por datos móviles a China usando WhatsApp”.

En el mismo sitio web, el usuario Good Boy comenta que “desde que está el internet móvil no han realizado ni una sola rebaja. Crearon nuevos paquetes, añadieron bono a los que están bajo cobertura 4G, pero no hay rebajas.

“El día que lleguen los datos ilimitados o tarifas planas, cuánto costarán??? Por cierto, el hecho de pasar de una tarifa abusiva como la de antes a una cara como la actual no significa compromiso con los que no tenemos familia que nos recargue y vivimos con un sueldo estatal”, agrega.

Según Arp, “desde el 2013 hasta la actualidad realmente es poco el avance realizado teniendo en cuenta que internet para los cubanos es sobre todo Facebook y WhatsApp, cuando internet es más que eso, es poder buscar y descargar contenido sin preocuparme de esos gastos de megas o sin meterme 2 horas para descargar 2gb que dicho sea de paso, eso hoy por hoy no es espacio.

“...es la cruda realidad: Cuba tiene uno de los internets más caro del mundo y el avance es lento; actualmente tengo 28 años y ojalá para los 40 tenga tarifa plana y a precios asequibles”, concluye.

Para el informático Rosniel, precisamente porque Etecsa está enfocada en el desarrollo de la 4G, la red de voz continúa saturada porque pasa por las redes 2G y 3G, en las que cada vez se invierte menos.

El joven asegura que “no podemos seguir conformándonos con servicios tan congestionados. El COVID-19 ha venido a empeorarlo todo, pero ya antes estaba todo mal. Es cierto que hace unos años no teníamos casi nada en materia de tecnología móvil, pero estamos más atrás que los cordales.

“No se trata de que surjan nuevos servicios, sino de que se perfeccionen los que ya tenemos, que verdaderamente estén al alcance de todos”, añade.

Datos de Etecsa refieren que hoy funcionan 1629 radio bases 3G y 666 de la 4G, que cubren más del 75% del territorio nacional.

Archivado en:

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985