Ariel Ruiz Urquiola Foto © Rosa María Payá Acevedo/Facebook

Ariel Ruiz Urquiola será escuchado en la ONU y depone su huelga de hambre y sed

El científico cubano Ariel Ruiz Urquiola depuso su huelga de hambre y sed tras cinco días de permanecer en los alrededores de la Oficina de Derechos Humanos de las Naciones Unidas exigiendo ser escuchado como víctima de la dictadura castrista.

La familia Urquiola delegó en la opositora cubana Rosa María Payá el deber de anunciar que en estos momentos quedaba finalizada la huelga de hambre y sed.

"Es un gran honor contarles a todo en este momento una noticia de victoria, de triunfo, la noticia de que Ariel Ruiz Urquiola a partir de este momento puede deponer su huelga de hambre, sed y medicamentos porque ha recibido la carta que lo registra para dirigirse sin intermediarios al pleno del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas", dijo Payá.

"Estamos muy felices de que esta huelga esté terminando en este momento. Es una victoria que todos los cubanos", añadió.

Payá informó que un funcionario de la Alta Comisionada de Derechos Humanos ha estado conversando con Urquiola y le comunicó que el Consejo de Derechos Humanos ha recibido la solicitud para que Ariel hable.

El próximo lunes se hará pública la decisión del Consejo de Derechos Humanos.

La periodista de CiberCuba, Iliana Hernández, también se hizo eco de esta noticia: "Mi amigo Ariel Ruiz Urquiola depone su huelga porque será escuchado en las Naciones Unidas, esto es gracias a la solidaridad de todos los cubanos que se volcaron a dar voz a su reclamo, es un triunfo de todos los cubanos libres que queremos un país libre y sin dictaduras. Ariel será la voz de todos aquellos que no han podido demostrar los asesinatos de otros cubanos que anteriormente han sufrido por causas políticas. Ahora toca proteger a Ariel hasta el día de su testimonio en las Naciones Unidas, ahora está más en peligro y sabemos de lo que son capaces".

 

Desde hace cinco días Urquiola se encuentra los alrededores de la Oficina de Derechos Humanos de las Naciones Unidas en  una huelga de hambre y sed, luego de entregar una carta al organismo en la que destaca que su único objetivo es que se le respete su derecho a ser oído sin intermediarios en plenaria como víctima de crimen de lesa humanidad de tortura por parte de la dictadura cubana.

Este viernes en la mañana el científico cubano recalcó que renunciaba a cualquier tipo de atención médica o paramédica y apeló a la eutanasia como derecho en Suiza en caso de ser obligado a recibir estos servicios.

"Si ellos me llevan es una violación flagrante a mis derechos, porque en este país está permitida la eutanasia cuando se tiene una enfermedad incurable crónica que yo la tengo, y es el VIH, y ustedes saben perfectamente que los pacientes de VIH en Cuba no reciben los tratamientos adecuados, desarrollan Sida y mueren frecuentemente con canceres, sarcomas de kaposi y linfomas", aseguró.

Archivado en:

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

 +34621383985