Presidente Joe Biden y migrantes en la frontera de ambos países. Foto © Creative Commons/Flickr/Rex Pe

Biden pide a México ayuda para frenar a los migrantes que buscan llegar a EE.UU.

Joe Biden solicitó ayuda del presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador para paliar la crisis en la frontera entre ambos países.

El presidente espera la cooperación diplomática de uno de los partidarios clave de las duras tácticas impuestas por el predecesor de Biden para sofocar la inmigración.

López Obrador se ganó la admiración del presidente Donald J. Trump por cooperar con su agenda migratoria de línea dura. El presidente mexicano, incluso, elogió a Trump durante una llamada con Biden, entonces presidente electo, en diciembre.

Al enfrentar un aumento de los cruces de inmigrantes ilegales en algunas partes de la frontera suroeste, Biden ahora espera que López Obrador se convierta en un socio para prevenir otro ciclo de migración descontrolada desde Centroamérica, pero lo hará sin recurrir a la gama completa de políticas que adoptó Trump.

El presidente mexicano se mostró abierto a la colaboración, emitiendo un comunicado conjunto comprometiéndose a abordar el cambio climático, la pandemia y la migración hacia el norte.

Biden busca del presidente mexicano una de las mismas cosas que hizo su predecesor: ayuda para evitar que los migrantes centroamericanos se dirijan inmediatamente hacia Estados Unidos a través de México.

Si bien Biden se ha presentado a sí mismo rompiendo bruscamente con las políticas de inmigración de la administración Trump, solo ha abandonado algunas.

El presidente ha comenzado recientemente a dar la bienvenida a Estados Unidos a un número limitado de solicitantes de asilo que estuvieron expuestos a la violencia y los secuestros en áreas peligrosas de México bajo un programa de la era Trump. No obstante, la administración de Biden ha mantenido una política de Trump que permite a los agentes expulsar rápidamente a los recién llegados a la frontera y entregarlos a las autoridades mexicanas, ya que Biden espera evitar la crisis que desafiaron a sus predecesores.

López Obrador, por su parte, pidió recientemente un nuevo programa para trabajadores mexicanos y centroamericanos en Estados Unidos, aunque el secretario de prensa de Biden indicó el lunes que la medida requeriría una legislación del Congreso.

Mientras Trump, inicialmente, amenazó a México con aranceles y un cierre de la frontera para lograr la cooperación con su agenda de inmigración, Biden elogió a López Obrador el lunes y señaló que está ansioso por abrir la frontera entre Estados Unidos y México al comercio completo cuando la pandemia lo permita.

"Estados Unidos y México son más fuertes cuando estamos juntos", dijo Biden al comienzo de una reunión virtual con el presidente mexicano, al tiempo que reconoció que los países no han sido vecinos "perfectos". Dijo que durante la administración Obama, "veíamos a México como un igual, tú eres igual".

La conversación se produjo después de un comienzo tumultuoso entre los dos líderes. López Obrador, uno de los últimos líderes en felicitar a Biden por su victoria electoral, había llegado a ver a la administración de Biden como potencialmente más entrometida que la de Trump, que en su mayoría se abstuvo de presionar al presidente mexicano en asuntos internos.

“Lo que haces en México y cómo lo logras afecta al resto del hemisferio”, le dijo Biden.

López Obrador le dijo más tarde a Biden que "es importante que basemos nuestras buenas relaciones en un diálogo constante, un diálogo periódico".

Antes de la reunión, el cubanoamericano Alejandro Mayorkas, Secretario de Seguridad Nacional, denunció lo que llamó la "profundidad de la crueldad" en los procederes de la administración Trump con respecto a las políticas migratorias. Mayorkas también dijo a los periodistas que la separación de familias en la frontera era "el ejemplo más poderoso y desgarrador" del asalto de Trump al sistema de inmigración.

Incluso cuando Biden busca deshacer esas políticas, Mayorkas reconoció que Estados Unidos seguía confiando, por ahora, en una medida que constituía el centro del enfoque de Trump: una regla de salud pública que obliga a los agentes fronterizos a deportar rápidamente a personas que cruzan la frontera sin posibilidad de solicitar asilo.

“Necesitan esperar”, dijo Mayorkas sobre los posibles solicitantes de asilo. "Se necesita tiempo para reconstruir el sistema desde cero".

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba