Miembros de Liga Evangélica de Cuba Foto © Liga Evangélica de Cuba/Facebook

Iglesia Evangélica Pentecostal pide tomar las armas espirituales para "frenar el impacto de la ideología de género en Cuba"

La Iglesia Evangélica Pentecostal cubana pidió tomar las armas espirituales para "frenar el impacto de la ideología de género en Cuba".

En una nota oficial, el Comité Ejecutivo General de la Iglesia Evangélica Pentecostal de Cuba respondió "a los recientes debates, artículos, y criterios que cuestionan nuestros innegociables principios sobre la naturaleza de la familia, su función y propósito".

"La Iglesia exhorta a cada congregación a tomar las armas espirituales como la Palabra de Dios, la oración y la fe (Ef. 6:10–18), y a trazar estrategias educativas dirigidas a frenar el impacto de la ideología de género en nuestras comunidades", sostuvo.

El texto aclara, además, que la Iglesia reconoce y defiende con vehemencia el diseño de la familia y el matrimonio instituido por Dios, como la base esencial de la vida misma y de la formación de valores éticos y morales en las nuevas generaciones, así como el eje fundamental de la sociedad, sin que ello redunde en menoscabo de la dignidad humana.

De acuerdo con el comunicado, la Iglesia identifica en el matrimonio a la figura paterna como cabeza de familia, y a la materna, como la ayuda idónea de aquel.

"La relación matrimonial no busca la subyugación de un cónyuge al otro sino reproducir el paradigma de amor de Cristo hacia la Iglesia. Al constituirse una sola carne, Él entrega su vida por ella y ella se somete a él (Ef. 5:21–33). Ambos cónyuges tienen iguales responsabilidades en la formación de valores bíblicos en las nuevas generaciones, que comprenden el pudor, las buenas prácticas y costumbres, que le permitan discernir adecuadamente tanto en su vida presente como futura", apunta.

No obstante, añade que la Iglesia respeta el libre albedrío de cada individuo porque así lo reconoce Dios en Su Palabra; sin embargo, es su misión predicar la sana doctrina y las sagradas enseñanzas de “Nuestro Señor Jesucristo”, para que nadie peque por falta de conocimiento. Cada persona es responsable ante Dios, tanto por sus decisiones como por seguir o no a Jesús y a su Palabra, que contemplan una vida plena y la salvación de la persona.

"La Iglesia no es contenciosa ni se deja provocar por el discurso de odio levantado por personas y sectores que no acepten nuestra doctrina, pero claro resulta que nuestros principios no se someten a discusión bajo ninguna circunstancia", advierte la comunicación.

También afirma que la ortodoxia y orto-praxis de la Iglesia no son impuestas a nadie, solo son asumidas por los feligreses que, espontáneamente, han abierto el corazón al Espíritu Santo de Dios, y a través de la fe y el arrepentimiento aceptan a Cristo como Señor y Salvador.

"La Iglesia es independiente del estado, y tiene como principio fundamental proclamar el Evangelio de Jesucristo refrendado en las Sagradas Escrituras, contentivas de la Palabra de Dios, la Biblia, llevando el mensaje de amor y justicia a todos los rincones de la tierra, sin distinción de raza, nacionalidad, edad, rango social, ideología política o género, que defiende los valores más genuinos e inalienables del ser humano y de toda la creación de Dios", asegura el texto.

Este comunicado llega a raíz de la polémica desatada luego de que la cantante cubana Danay Suárez compartiera un post que igualaba la pedofilia con la homosexualidad y reflexionara sobre esta desde puntos de vista religiosos.

"Tú criticas a tus padres y abuelos, y a quienes estamos en contra de todo lo que se opone al diseño perfecto de Dios para la familia, la única base firme que es capaz de dar soporte sólido a la sociedad. Nos llamas retrógrados y homofóbicos, porque nuestras ideas son "de tiempos pasados". (...) Bajo tu propio razonamiento, si dos personas se "aman", ¿por qué la pedofilia te causa tanta repulsión? (...). Déjalos que sean felices. Love is love, ¿no?", plantea el post compartido por la rapera.

Luego de las fuertes críticas recibidas, Suárez aclaró que "ni apoya la pedofilia ni es homofóbica".

"Ni apoyo la pedofilia ni soy homofóbica; por favor no edites el video para sacar algunas de sus partes de contexto. Paz!", dijo. "Esta declaración no condena a ninguna persona por su condición ni estado, esta declaración expone la falibilidad de las ideologías detrás de cada condición o estado de una persona, cuando estas contradicen las enseñanzas de Dios".

En medio de esta situación, la Iglesia de la Comunidad Metropolitana en Cuba también se pronunció contra el discurso compartido por la cantante.

"Condenamos enérgicamente la pedofilia. Esta última no es una orientación sexual ni una identidad de género. Consiste en la atracción sexual de una persona adulta hacia niñes, y esto, en cualquier caso, es violencia en tanto no tienen aptitud para consentir relaciones sexuales", refirió.

"La interpretación de la Biblia ha sido una de las cuestiones más controvertidas en la iglesia. El cristianismo, como lugar de poder, produce relaciones desiguales y estrategias desde donde desplegarse. El uso de los textos bíblicos para condenar a las mujeres, para validar la esclavitud, la xenofobia, la erotofobia, las guerras y ahora para rechazar a las personas LGBTIQ+ ha sido una de sus estrategias más poderosas", sostiene el comunicado. 

Archivado en:

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985