Yuniesky Ricabal Verdecia, desaparecido en balsa desde el 14 de febrero. Foto © CiberCuba

Madre cubana pide ayuda para encontrar a su hijo balsero

Tania Verdecia Núñez es de Cárdenas, Matanzas, y a sus 51 años vive el calvario por el que ninguna madre querría pasar. Su hijo, Yuniesky Ricabal Verdecia, salió ilegalmente de Cuba en una lancha el 14 de febrero de este 2020 y desde entonces ella no ha vuelto a tener noticias suyas ni de ninguna de las seis personas que le acompañaron en el viaje.

"No pude despedirme de mi hijo. Hablé con él por última vez el Día de los Enamorados. Me dijo: "Felicidades, mi madre hermosa, por ser un día especial, por el Día del Amor", cuenta a CiberCuba con la voz entrecortada por el llanto.

El 8 de marzo de 2020, un lanchero, que había salido de pase de la prisión cubana donde cumple condena por organizar salidas ilegales de la Isla, le dijo a un familiar de los siete balseros desaparecidos en el grupo de Yuniesky, que todos habían llegado a Bahamas.

Tania Verdecia se puso en contacto con la Embajada de Cuba en Nassau y el 24 de marzo el embajador Alejandro García del Toro le contestó que lo normal es que las autoridades de Bahamas contacten a los consulados para informar de la llegada de balseros y le prometió que tan pronto tuviera noticias de su hijo, le avisaría. Pero la familia no ha vuelto a saber de él.

Respuesta del embajador de Cuba. Foto: CiberCuba

Cuando el hijo de Tania Verdecia subió a la lancha, ella estaba de visita en Santiago de Cuba. A su regreso a Cárdenas, la esposa de Yuniesky le dijo que él se había ido del país. "Salieron por Martí. Les cayeron atrás los guardafronteras. Catorce de los que iban en la embarcación se tiraron al mar y regresaron a tierra. Ellos se quedaron en la lancha y no los pudieron coger por el Canal del Roque. Se escondieron en un cayo y sobre el 6 o el 8 de marzo nos dijeron que uno de ellos había avisado de que habían llegado a Bahamas".

Pero nunca más han vuelto a tener noticias. En medio de la desesperación, Tania Verdecia ha reconocido a su hijo en una foto que circula entre los familiares de los desaparecidos. Ella está convencida de que Yuniesky está en esa foto, de espaldas, con una enguatada negra y ribete rojo en el cuello. La madre de uno de los jimaguas balseros Sandy y Yandy Morejón Brito, que iban en la lancha, con ese mismo grupo, también reconoce a uno de sus hijos en la foto.

Las madres reconocen a sus hijos en esta foto. 

CiberCuba ha comprobado que la imagen fue distribuida por la Royal Bahamas Defence Force el 30 de julio de 2016.

Imagen de 2016, distribuida por la Royal Bahamas Defence Force.

Tania Verdecia está al cuidado de su nieto de ocho años, hijo de Yuniesky. Ella sabe que la vida de su hijo en Cuba no era fácil. De día trabajaba como 'pizzero', en un restaurante particular, y de noche, manejaba un coche para poder mantener a su familia.

Ella no pierde las esperanzas de que su hijo esté preso en Bahamas. Quienes han pasado por el Centro de Detención de Inmigrantes de Freeport aseguran que, una vez dentro, no les permiten hablar con sus familias.

Bahamas y Cuba tienen firmado un tratado de repatriación de inmigrantes desde hace más de veinte años, lo que hace prácticamente imposible que los cubanos que llegan a este país consigan el estatus de refugiados. Sin embargo, el cierre de las fronteras cubanas por la pandemia del coronavirus ha retrasado las repatriaciones.

Hace apenas una semana, un grupo de once balseros cubanos, que se daban por desaparecidos, fue localizado en Bahamas. Ellos denuncian que llevan seis meses recluidos en condiciones infrahumanas y sin la posibilidad de contactar con sus familias.

Pese a que en 2017 el presidente Barack Obama derogó la Política de Pies Secos, Pies Mojados, que permitía un trato de favor a los emigrantes cubanos que llegaban a bordo de embarcaciones a Florida y conseguían pisar tierra, muchos cubanos continúan intentando llegar de esta forma a Estados Unidos.

CiberCuba se ha puesto en contacto en varias ocasiones con el Departamento de Inmigración de Bahamas para recabar información sobre balseros desaparecidos y nunca ha obtenido respuestas.

Archivado en:

Tania Costa

(La Habana, 1973) vive en España. Ha dirigido el periódico español El Faro de Melilla y FaroTV Melilla. Fue jefa de la edición murciana de 20 minutos y asesora de Comunicación de la Vicepresidencia del Gobierno de Murcia (España)

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985