Una visitante de Art Basel frente al polémico plátano del artista Foto © Twitter

El polémico plátano de Cattelan llega a la colección del Museo Guggenheim de Nueva York

El Museo Solomon R. Guggenheim ha aceptado con gratitud el regalo de Comedian, la polémica obra concebida por el artista italiano Maurizio Cattelan, que se presentó en el stand de la galería Perrotin durante la feria Art Basel Miami Beach el pasado mes de diciembre.

La obra fue regalada al Guggenheim por un donante anónimo, con su correspondiente certificado de autenticidad y acompañada de una larga lista de instrucciones sobre cómo debe instalarse o mostrarse, dijo el museo. La donación no incluye el plátano original ni la cinta adhesiva que se utilizó para sujetarlo a la pared en Art Basel.

El polémico plátano, que acaparó los titulares sobre Art Basel, era la primera pieza nueva que Cattelan ofrecía en una feria en más de 15 años.

El Guggenheim no ha dicho cuándo podría exhibirlo.

"El trabajo de Cattelan ha sido importante para la historia reciente del Guggenheim", dijo el director del museo neoyorkino, Richard Armstrong, y agregó: "Estamos agradecidos por recibir como regalo el 'Comediante', una demostración más de la hábil conexión del artista con la historia del arte moderno. "Además --añadió Armstrong en un guiño a los medios--, la obra no da muchos problemas de almacenamiento".

El plátano adherido a la pared por un trozo de cinta adhesiva y anunciado como escultura causó revuelo en la pasada feria de Miami: se vendió tres veces a precios que iban desde los 120.000 a los 150.000 dólares. Finalmente, fue retirado del stand de Perrotin debido a la enorme atención que estaba recibiendo por parte de las multitudes que asistieron al evento.

Mientras todavía estaba en exhibición en Art Basel, el artista David Datuna se comió la pieza, y bautizó su intervención como Artista Hambriento. El plátano fue reemplazado un poco más tarde ese mismo día.

La obra creó una gran controversia. Mientras algunos críticos, como Robin Pogrebin, cuestionaron si era arte, otras publicaciones, como The Guardian la calificaron de "obra cuestionablemente genial". ArtNet escribió que la pieza era una de las peores de la semana, y Newsweek la llamó "obra de arte minimalista humorística". El 13 de diciembre, el New York Post presentó al Comediante en su portada.​

Por su parte, Cattelan aseguró que había estado años pensando esta idea y tras hacer pruebas con resina, bronce y bronce pintado, se decidió por plátanos reales que fueron comprados en una tienda de Miami.   

En declaraciones a CNN en diciembre, el galerista también agregó que el plátano es "un símbolo del comercio mundial, un doble sentido, así como un dispositivo clásico para el humor".

Maurizio Cattelan comenzó en el mundo del arte en la década del 80 y su primera exposición fue en 1991 con la obra Estadio, donde puso a jugar en una mesa de futbolín a futbolistas profesionales de Italia y a trabajadores inmigrantes senegaleses. 

Su arte pretende provocar con objetos cotidianos. Una de sus instalaciones más sonadas fue una taza de baño de 18 kilates que estuvo en funcionamiento en el Museo Guggenheim de Nueva York. 

Archivado en:

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985