Ministro de Economía Alejandro Gil Foto © Captura de la Mesa Redonda

Oficialismo cubano cuestiona "la falta de libertades" en EE.UU. tras medidas para restringir alojamiento en hoteles

El oficialismo cubano ha vuelto a hacer gala de su desvergüenza en redes sociales. El ministro de Economía, Alejandro Gil Fernández cuestionó la libertad y la democracia de Estados Unidos luego de las medidas para restringir alojamiento en hoteles en Cuba emitidas por la administración de Donald Trump.

"Con fines electorales, Trump limita los derechos de los estadounidenses, al prohibirles alojarse en hoteles en #Cuba y llevar tabaco y ron a su regreso. 'Vaya democracia, qué gran ejemplo de libertad y libre comercio'. Con nosotros, bien sabe que no puede", escribió Gil Fernández en Twitter.

El oficialista periódico Trabajadores respaldó las palabras del ministro con un argumento todavía más inverosímil: "¿Hay libertad en un país que prohíbe a sus ciudadanos alojarse donde deseen, comprar lo que quieran y hacer con su dinero lo que consideren necesario? Vaya libertad esa...".

Como era de esperar, ambos tuits han desatado críticas de todo tipo, no solo por cuestionar la libertad y la democracia de Estados Unidos, sino por hacerlo siendo parte de un sistema que carece de ambas cosas y cada día da mayores pruebas de ello.

"Bueno con lo que ha dicho me viene a la cabeza un país (CUBA)", "Lo más interesante de todo, es que ese gobierno energúmeno acusa de violar derechos humanos, cuando son ellos los que violan los derechos de sus ciudadanos a no viajar donde les plazca, hospedarse donde deseen y comprar con su dinero lo que quieran", "¿Sabes de algún cubano que pueda hospedarse en algún hotel de la cayería ahora mismo?", "¿Y los derechos y las libertades de los cubanos para cuándo?", "Con fines dictatoriales el gobierno de Cuba ha limitado por 61 años todos los derechos de los cubanos", comentaron algunos internautas.

Algunas respuestas al tuit del ministro de Economía / Captura de Twitter / Alejandro Gil Fernández.

El periodista independiente José Raúl Gallego aprovechó para refrescar la memoria del ministro cubano: "No olvide que su gobierno prohibió durante años a los cubanos entrar a los hoteles de su propio país y que aún hoy, visitar un hotel es algo inconcebible para un alto porciento de la población cuyos salarios no le alcanzan para lo básico. Ocúpese más de la economía y menos de Trump".

"¿En serio? Pero si ustedes tienen un listado inmenso de productos que no se pueden importar o que requieren autorización del gobierno, lugares turísticos a los que no pueden acceder los nacionales. Qué cara más dura, ¡hipócritas!", escribió la abogada de Derechos Humanos Laritza Diversent. 

Respuesta al tuit del ministro de Economía / Captura de Twitter / Alejandro Gil Fernández.

El director Lilo Vilaplana respondió también al tuit de Gil Fernández: "Pues si tienes lo que quieres, Dictadura y Represión, pobreza y ruinas... disfruta tu comunismo. Vayan a hacer negocios con comunistas. Con cómplices de su dictadura que reprime al pueblo cubano, que arruina a la patria. Por el fin del castrismo y sus secuaces".

"Es que una democracia tiene el deber de defenderse y la obligación de no darle recursos a los tiranos, sobre todo a unos tan abusadores", escribió Efrén González. 

El Gobierno cubano levantó en 2008 la prohibición que durante años impidió que los cubanos pudieran ir a un hotel. No obstante, no es una práctica que puedan disfrutar la mayoría de los nacionales, debido a los bajísimos salarios que perciben por sus trabajos.

Hasta ese mismo año, a los cubanos que no fueran funcionarios, ocuparan cargos políticos o en empresas extranjeras, se les permitió comprar celulares y varios electrodomésticos que estaban restringidos.

Durante décadas el Gobierno cubano también mantuvo una restricción de salida del país a toda su población, la cual hoy se sigue aplicando a quienes disientan o expresen un criterio diferente al sistema. Igualmente, Cuba prohíbe la entrada al país de cubanos que se expresen en contra del gobierno.

Todavía hoy, los cubanos no tienen derecho a elegir a sus gobernantes, a expresarse libremente, a comprar en las tiendas que están surtidas si no tienen dólares –una moneda en la que no gana nadie en la isla–; tampoco existe libertad de asociación o de prensa, por solo mencionar algunos.

Archivado en:

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.