Evo Morales nuevamente en Bolivia Foto © Evo Morales / Twitter

Evo Morales regresa a Bolivia tras un año exiliado en Argentina

El exlíder boliviano Evo Morales cruzó la frontera de regreso a Bolivia el lunes, terminando un año en el exilio en Argentina, luego de que un aliado cercano y miembro de su partido socialista MAS tomara posesión como presidente.

Morales, quien gobernó Bolivia como primer presidente indígena durante casi 14 años, ingresó al país luego de una ceremonia de despedida presidida por el presidente argentino Alberto Fernández.

El exmandatario salió de Bolivia en medio de disturbios en noviembre de 2019 luego de que observadores internacionales citaron irregularidades en unas elecciones que le dieron un cuarto mandato en el cargo.

"Hoy es un día importante en mi vida, volver a mi patria que tanto quiero me llena de alegría", dijo en su cuenta de Twitter.
El flamante presidente Luis Arce dijo que Morales no jugará ningún papel en su gobierno.

Morales cruzó la frontera desde Argentina, donde ha estado viviendo en el exilio, a las 11 hora local (1400 GMT) y se espera que se dirija a su bastión rural en Chapare.

Alrededor de 2.000 simpatizantes, incluidos miembros de grupos sociales y políticos argentinos, se reunieron en el cruce de La Quiaca el lunes por la mañana para despedirlo. Ondearon la bandera de los indígenas argentinos y tocaron música con instrumentos tradicionales, según reporteros de Reuters.

Fernández dijo a la multitud que el conflicto electoral en Bolivia recordó a todos los latinoamericanos la necesidad de solidaridad regional. "Somos parte de una patria grande", sostuvo el presidente argentino. "No queremos países para algunos, sino países para todos, en los que todos puedan crecer y desarrollarse”, agregó.

En el lado boliviano de la frontera, en Villazón, una multitud mucho mayor esperaba recibir a su exlíder. Morales participó en una ceremonia de bendición indígena antes de dirigirse a las grandes multitudes reunidas en Villazón.

Después de 11 meses de un Gobierno interino, Arce, de 57 años, ganó las elecciones de octubre por abrumadora mayoría y prestó juramento como presidente el domingo, en una ceremonia en la ciudad montañosa de La Paz frente a jefes de estado de Argentina, Paraguay, Colombia y España, así como altos funcionarios de Chile, Irán y del gobierno de Nicolás Maduro de Venezuela.

El reservado exministro de Economía, alabado como el artífice del rápido crecimiento de Bolivia bajo la gestión de Morales, prometió "derrotar" la pandemia de coronavirus, "acabar con el miedo" tras la letal violencia electoral del año pasado y generar crecimiento tras el golpe del COVID-19.

(Reporte de Daniel Ramos y Miguel Lobianco. Editado por Eliana Raszewski Walter Bianchi)

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba


Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.