Mujer denuncia que su hermana se debate entre la vida y la muerte por negligencia médica en Cuba

Yordaisy Gómez asegura que la niña, de 10 años, fue trasladada al médico hasta cuatro veces por un dolor abdominal y le decían que era menstrual. Finalmente fue operada de urgencia de una apendicitis que derivó en peritonitis. Ha ocurrido en Villa Clara.

Yordaisy Gómez, al lado, una foto de su hermana, en terapia intensiva en Villa Clara. Foto © CiberCuba

Yordaisy Gómez Arboláez es cubana, vive en Tijuana (México) y denuncia que su hermana Amanda Veitia Arboláez, de 10 años, se debate entre la vida y la muerte en el Hospital Infantil de Santa Clara (centro de Cuba), por negligencia médica.

Según explica en declaraciones a CiberCuba, su madre llevó a la niña al médico este 27 de mayo con dolores abdominales, pero en el policlínico de su pueblo, San Juan de los Yeras, en el municipio de Ranchuelos (Villa Clara), no le dieron importancia y dijeron que podía ser dolor de ovarios previo a la primera menstruación.

Pero el dolor seguía y hasta en tres ocasiones (27, 28 y 29 de mayo) la niña acudió en busca de asistencia médica al sistema cubano de Salud Pública.

A tanta insistencia, a Amanda Veitia la derivaron al pediátrico de Santa Clara, donde fue sometida a revisión por cirujanos que concluyeron que la niña tenía una alta sensibilidad al dolor y que, sin ninguna duda, se trataba de dolor menstrual.

La opinión de los médicos de Santa Clara tampoco le quitó el dolor a la niña que al regresar a San Juan de los Yeras tenía el abdomen rígido y empezó a tener vómitos de color verdoso, según su hermana. En ese estado ya no podía caminar.

Fue por este motivo que fue trasladada por la familia al policlínico y la doctora que la atendió la remitió de urgencia de nuevo para Santa Clara. Su estado era grave, pero no había gasolina para la ambulancia.

El pueblo de San Juan de los Yeras se movilizó y consiguió una máquina, pero la doctora decía que no se responsabilizaba de lo que podía pasar en el trayecto.

Finalmente, la doctora subió a la máquina con la familia de la niña, que llegó al hospital infantil de la capital provincial y allí le dijeron que para qué habían vuelto con la niña si lo que tenía era un dolor de ovarios o una indigestión.

A la salida del hospital, la niña se desmayó. A la familia no le quedó otra que acudir a un médico conocido, que trabaja en este centro, y él accedió a hacerle un ultrasonido. Fue ahí cuando detectaron que la pequeña estaba en estado crítico.

"Estaba reventada por dentro" y "en shock". "Ya no tenía pulso", dice su hermana a CiberCuba.

Amanda fue operada de urgencia de una apendicitis derivada en peritonitis. Su hermana asegura que los médicos informaron a la madre de que la situación es extrema. "Se debate entre la vida y la muerte", añade la Yordaisy Gómez.

Pero quien crea que ahí acaba la tragedia, se equivoca. Hace dos días, la pequeña, que permanece intubada e inconsciente, empezó a mover las manos. La madre lo comunicó al personal médico del Infantil de Santa Clara, que le quitó hierro al asunto. Como la mujer no se tranquilizaba, accedieron a revisar y fue ahí cuando detectaron que había problemas con la intubación.

En otra ocasión, la madre notó que pasaba algo raro con las flemas y acudió a los médicos que dormían en la zona de cuidados intensivos. Le dijeron que la niña no tenía nada. A la madre no le quedó más remedio que llamar a la guardia administrativa del Hospital de Santa Clara. Cuando finalmente acudieron, la hermana asegura que la niña se estaba ahogando porque el tubo con que la intubaron no tenía las medidas adecuadas.

Desde Tijuana, Yordaisy Gómez ha estado llamado al Partido Comunista de Villa Clara y a Salud Pública de Santa Clara. Sin venir a cuento, su madre la llamó desde Cuba para pedirle que no se preocupara más, que todo estaba bien, sólo que el teléfono hacía interferencia con los aparatos que mantienen con vida a la niña.

"Yo sé que no son sus palabras. Qué milagro que me llama y me dice, todo está bien", duda Yordaisy Gómez, que ha hecho pública su denuncia a través del grupo de Facebook Ranchueleros Unidos.

"En estos momentos Amanda sigue luchando por su vida y tiene muchas ganas de seguir viviendo. La actuación de los médicos hasta el momento no ha sido la mejor y se hace un llamado urgente a las autoridades cubanas para prestar mayor atención a este caso para que puedan evitar que ocurran situaciones similares con otros niños cubanos", denunció en ese grupo de Facebook.

A los inconvenientes del error de diagnóstico y del tratamiento médico en terapia intensiva hay que sumar que no hay ámpulas de duralgina para bajarle la fiebre a la niña. Todo el pueblo de Ranchuelos, gente de Miami y de San Juan de los Yeras han ayudado para comprarle los medicamentos en la clínica internacional de Cuba.

"Las condiciones son pésimas y los médicos tratan fríamente a las personas. La niña sigue luchando por su vida. Tenemos fe en que Dios va a hacer un milagro", concluye Yordaisy Gómez.

CiberCuba se puso en contacto este viernes con el Ministerio de Salud de Cuba (a través de los e-mails apoblacion@infomed.sld.cu y comunicacion@msp.sld.cu) para conocer si abrirá una investigación sobre este caso e interesada por el número de denuncias de negligencias médicas que ha recibido en lo que llevamos de año.

También preguntó al MINSAP si es cierto que escasean los medicamentos y el combustible para ambulancias denunciado por esta familia y en caso afirmativo, qué medidas tomará para solucionarlo.

En el momento de publicar esta nota no había recibido respuesta.

Cada vez más denuncias

Las redes sociales se han convertido en plataforma de denuncia de negligencias médicas en Cuba. La última fue hecha tras la muerte de un joven líder estudiantil de Ghana, en La Habana, este 7 de mayo.

Erasmus Klutse cursaba el segundo año de Medicina en Cuba y falleció en la capital cubana entre acusaciones de negligencia, que incluyen la falta de gasolina para que una ambulancia lo trasladara de urgencia a un hospital. El Gobierno lo desmiente.

En abril de este año, una familia cubana denunció la muerte de una bebé de apenas tres meses de edad en el Hospital Infantil Hermanos Cordové, en la provincia Granma, por presunta negligencia médica. Según sus allegados, los médicos nunca dieron con lo que tenía la niña.

Dos bebés recién nacidos murieron el pasado 7 de abril en la provincia de Guantánamo tras administrarles un antibiótico en el servicio de neonatología del Hospital General Docente Agostinho Neto de ese territorio oriental.

El MINSAP emitió una nota informativa explicando que después de administrar el tratamiento con un bulbo de Ampicillín a seis pacientes, cuatro presentaron eventos de inestabilidad hemodinámica, que los llevó a la ventilación mecánica. Según dijo, estaban investigando qué había pasado.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Tania Costa

(La Habana, 1973) vive en España. Ha dirigido el periódico español El Faro de Melilla y FaroTV Melilla. Fue jefa de la edición murciana de 20 minutos y asesora de Comunicación de la Vicepresidencia del Gobierno de Murcia (España)

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba