Ministro Alejandro Gil celebra producción de postes para tendidos eléctricos

“Este es un ejemplo positivo de lo que se puede hacer con las medidas aprobadas para dotar de mayor autonomía a la empresa estatal. Si se buscan soluciones, se encuentran”, escribió el funcionario en su cuenta oficial de Twitter.

Granma y Mesa RedondaGranma y Mesa Redonda
Producción de postes en Pinar del Río y Alejandro Gil Foto © Granma y Mesa Redonda

El ministro cubano de Economía y Planificación, Alejandro Gil Fernández, celebró el reinicio de la producción de postes eléctricos y de telefonía en la Empresa Agroforestal Macurije de Pinar del Río, que estuvo paralizada durante los últimos 16 meses. 

“Este es un ejemplo positivo de lo que se puede hacer con las medidas aprobadas para dotar de mayor autonomía a la empresa estatal. Si se buscan soluciones, se encuentran”, escribió el funcionario en su cuenta oficial de Twitter, donde además agregó un enlace a una información publicada por el periódico oficialista Granma, sobre la mencionada entidad estatal pinareña. 

Al tuit de Gil Fernández respondieron numerosos internautas, con críticas sobre su gestión y sobre la falsa importancia de la producción de postes, cuando en el país escasean los alimentos y las medicinas más básicas.

“¡Wow, que bien, ministro! Justamente estábamos hablando de eso con mis vecinos y amigos, el déficit de postes que se percibe últimamente, ya estábamos preocupados que desde la casta directiva no se percataran de los problemas más críticos del pueblo”, dijo un usuario en tono sarcástico y de burla. 

“¿Por dónde te vas a meter todos esos postes? El pueblo de Cuba lo que quiere es libertad, no postes”, “Mete los postes en una olla de presión y mira a ver si te los puedes comer”, “Los pinareños ya pueden comer postes, y hasta exportarlos a otras provincias para que también alivien el hambre”, fueron otros de los comentarios que recibió el representante del régimen. 

En el mencionado artículo de Granma, se explica que la Empresa Agroforestal tuvo que detener sus producciones desde mediados de 2020 ante la ausencia de recursos y materias primas. Francisco Díaz Roque, director general de Macurije, explicó que la causa fundamental de la paralización fue la falta de financiamiento para importar las sales hidrosolubles de cobre, cromo y boro, con las que se preserva la madera para que pueda resistir durante años a la intemperie. 

Agregó que la entidad que dirige es la única de su tipo en el país. Añadió que luego de negociaciones con la Empresa Cubana de Telecomunicaciones (ETECSA), esta empresa acordó aportar la divisa necesaria para adquirir los preservantes y realizar un primer pedido de 4,860 postes telefónicos, en el que todavía se trabaja, a pesar de el intercambio financiero se firmó en octubre de 2021. 

Díaz Roque dijo también que además del compromiso con ETECSA, han estado vendiendo postes en Moneda Libremente Convertible (MLC) en la Zona Especial de Desarrollo Mariel y que de esa divisa podrán disponer para adquirir más materiales en el extranjero y garantizar 5,000 unidades más. 

Por su parte, Gil Fernández ha estado en el ojo del huracán, pues su ministerio es responsable de impulsar e instalar en la isla las tiendas en MLC que tanto descontento han generado en la población, pues solo benefician a quienes tienen familia en el exterior. 

Hace apenas dos jornadas, en una entrevista difundida por varios medios estatales, entre ellos Cubadebate, el funcionario defendió la utilidad de la medida, porque aunque la mayor parte del pueblo no lo crea, así se logra la redistribución de la divisa y el aprovisionamiento de la red comercializadora en moneda nacional. 

En esa oportunidad también llovieron las críticas contra el ministro por defender una alternativa que incrementa la brecha social y la desigualdad en el país.  “Están recorriendo el camino más largo para llegar al capitalismo. Mira que inventan mierdas y le ponen nombrecitos y al final están cayendo en un brutal capitalismo. Si no supieron construir el Socialismo en más de 60 años, imagínate hacer un capitalismo de un día para otro en mano de estos arquitectos improvisados”, comentó un usuario en redes sociales. 

En diciembre de 2020, el ministro de Economía y Planificación también defendió la creación de estas aborrecidas tiendas. Incluso afirmó que el gobierno de la isla no debería sentir vergüenza por la decisión, pues era una cuestión de justicia social. “De ahí obtenemos los dólares para garantizar la leche de los niños, el pan, el arroz y el pollo en medio de un complejo escenario", afirmó. 

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba