Cubano expulsado de EE.UU en avión de ICE: “El que no quería montarse le daban golpes”


América Latina, Cuba,

Publicado el Viernes, 6 Septiembre, 2019 - 17:29 (GMT-4)


Un cubano deportado en un vuelo fletado por el gobierno de Estados Unidos con destino a isla, denunció abusos y maltratos a su persona durante el operativo de repatriación forzosa.

“El que no quería montarse le daban unos golpes abajo y los amarraban a una camilla”, denunció Joel Ferrer Delgado en una reciente entrevista concedida a la cadena de televisión estadounidense Univisión

Ferrer Delgado forma parte del grupo de 120 ciudadanos procedentes de la Isla expulsados el pasado 30 de agosto por el gobierno de Estados Unidos, en un avión de Operaciones Aéreas del Departamento de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés). 

No ad for you

De acuerdo con reportes del medio, el cubano llevaba casi dos meses detenido en un centro de ICE, ubicado en el estado de Louisiana. Ferrer y su esposa, quien estaba embarazada en aquel entonces, habían ingresado en el territorio norteamericano a través de la frontera con México. 

Yunisleydis Boada, esposa del migrante, explicó que Ferrer Delgado estuvo 11 meses luchando por su libertad. El cubano realizó todos los procedimientos e hizo entrega de los papeles pertinentes, para llevar adelante su caso de “miedo creíble”. Sin embargo, no logró siquiera conocer a su hija, nacida en Estados Unidos. 

“Aquí en Krome [Detention Center] le iban a dar una visita para el miércoles y yo me embullé para que conociera a la niña (...) El martes se lo volvieron a llevar para Louisiana y de Louisiana lo deportaron”, narró Boada. 

A la cubana, por otra parte, le otorgaron un “parole” o libertad condicional por su embarazo. Mientras que a su cónyuge, lo dejaron retenido hasta que perdió su caso de asilo político. 

En estos momentos Boada, quien se encuentra sola en Miami con su bebé, le preocupa cómo su esposo podría volver a ingresar en Estados Unidos después de ser deportado. Sin embargo, Ángel Leal, abogado de inmigración aclaró que aún quedan posibilidades. 

“Tiene una prohibición de entrada por cinco años, pero es perdonable. Se pide este permiso de entrada después de la carta de deportación y luego con el permiso otorgado por reunificación familiar, el podría emigrar perfectamente”, manifestó el litigador. 

En un reciente comunicado, emitido por el Departamento de Inmigración y Control de Aduanas, se indicó que la devolución de los 120 cubanos fue efectuada bajo los compromisos establecidos por los Gobiernos de Washington y La Habana el 12 de enero de 2017. 

Del grupo, 39 personas se habían resistido a cumplir una orden judicial de deportación. Uno de ellos -cuyo nombre no se reveló- era un delincuente con historial de condenas por secuestro en primer grado con arma mortal, asalto sexual con arma mortal y tráfico de drogas, delitos por los que fue sentenciado a 15 años, 25 años y 12 meses en prisión, respectivamente.

Con la repatriación de este numeroso grupo, la cifra de cubanos deportados hasta el 31 de agosto ascendió a 743, según datos obtenidos por CiberCuba. El año fiscal 2019 concluye el 30 de septiembre.

Las estadísticas sitúan a la administración de Donald Trump con récord histórico en deportaciones de cubanos (1.366), lo que supera por amplio margen al  total de 757 deportados desde 2000 por sus predecesores George W. Bush (416) y Barack Obama (341).


 


¿Tienes algo que reportar? Envíalo a CiberCuba:

editores@cibercuba.com 
 +34-962-353-194


Recibe todo el contenido de CiberCuba sin censura por Telegram:

CiberCuba en Telegram


Comentarios

Siguiente:

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.