Tratamiento en las uñas ayuda a preservar rara especie de murciélago en Cuba

Un murciélago raro en Pinar del Río que recibe un tratamiento especial para ser salvado de la extinción

Google Maps
El murciélago orejas de embudo vive en la Península de Guanahacabibes Foto © Google Maps

Este artículo es de hace 2 años

En una cueva de Pinar del Río habita una especie de murciélago raro que se creía extinto. Apenas existen 750 ejemplares y los científicos encargados de su estudio y preservación han encontrado el mejor método para ayudarles: hacerles el manicure para diferenciarlos por sexo.

Es el murciélago de orejas de embudo (Natalus primus) y en el año 1992 fue redescubierto, tiempo después que se le consideraba extinto, relata un artículo de BBC Mundo.

Necesitando identificar murciélagos individuales, los investigadores emplearon un método de baja tecnología pero efectivo para marcar los murciélagos de manera segura: utilizaron cuatro colores diferentes de esmalte de uñas para pintar las '' uñas '' de los murciélagos que les permitieron crear miles de combinaciones para marcas únicas para identificar cada uno, siendo completamente inofensivo para los murciélagos.

"Fue un proceso laborioso darle a cada murciélago un manicure, pero es un privilegio increíble el estar tan cercar de este maravilloso animal” dijo José Manuel de La Cruz Mora, de la organización benéfica de conservación Zoological Society of London (ZSL), quien trabaja en el Museo de Historia Natural de Pinar del Río.

Las acciones de estos científicos cubanos no han salvado del todo al animal, ya que continúa registrado como una especie "en peligro crítico de extinción" en la Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza.

Si bien de manera general los murciélagos son unos de los animales más amenazados, fundamentalmente por la destrucción de sus nidos, las enfermedades y la caza, los orejas de embudo tienen una situación difícil.

El techo de la única cueva donde viven está en peligro de derrumbe por la inestabilidad térmica y la actividad humana y el cambio climático empeora la situación.

Este animal muere si se le extrae del ambiente húmedo donde vive y nunca ha sobrevivido en cautiverio.

Es por eso que como medida se ha adoptado que a la cueva La Barca, donde habitan, solo tenga acceso el personal autorizado.

El murciélago orejas de embudo habita en la península de Guanahacabibes, en Pinar del Río. Su dieta se basa en insectos y necesita de cuevas cálidas para desarrollar su hábitat.

Según los científicos, de extinguirse, se perderían millones de años de historia evolutiva.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba