Imágenes de los actos vandálicos contra la vivienda de Anyell Valdés Foto © Collage Captura de Facebook/Adrian Rubio

Periodista cubano exige que juzguen a quienes vandalizaron la casa de Anyell Valdés como hicieron con los de Clandestinos

El periodista cubano, Ariel Montenegro, ha exigido a las autoridades cubanas que aplique a responsables del acto vandálico contra la vivienda de Anyell Valdés la misma ley que utilizaron contra miembros de Clandestinos, puesto que los participantes en el incidente de este lunes utilizaron el nombre de Fidel y una consigna considerada patriótica para cometer un acto vandálico.

“Exijo a las autoridades que se juzgue y sancione a todos y cada uno de los implicados en el acto fascistoide de la pintura azul”, escribió Montenegro; indicó, además, que lo ocurrido “se llama allanamiento de morada y maltrato a la propiedad por lo bajito, para no hablar de maltrato sobre las personas”.

“Por otro lado, exijo que a los ‘pintores’ se les aplique la misma ley que a los de la sangre de puerco en los bustos de Martí, puesto que se utilizaron el nombre de Fidel y una consigna considerada patriótica para cometer un acto de vandalismo”, añadió el periodista.

Precisó, igualmente, que el Código Penal cubano considera “como agravante que el delito fuese cometido o incitado por un funcionario público en uso de sus funciones”.

El intento de desalojo y posterior acto de repudio contra la activista Anyell Valdés y su familia, seguido de actos vandálicos contra la vivienda, ha generado un amplio movimiento de repulsa en redes sociales, donde en las últimas horas una creciente cifra de activistas y ciudadanos anónimos se han pronunciado contra el incidente.

El científico cubano Amilcar Pérez Riverol calificó de "desastre" y "vergüenza" lo ocurrido, mientras que la escritora y activista cubana, Katherine Bisquet, condenó la violencia del acto y advirtió al Gobierno que actuando así conseguirán que cada vez más gente se levante contra ellos. "Asco de país. Asco de gobernantes", sentenció Bisquet sobre el hecho.

También han criticado lo sucedido activistas como Carolina Barrero, Camila Lobón o Lynn Cruz, entre otros.

Este lunes, autoridades cubanas intentaron desalojar de su casa a Anyell Valdés, una de las activistas que en noviembre permaneció acuartelada durante varios en la sede del Movimiento San Isidro.

Varios de los participantes en el acto de repudio irrumpieron en las inmediaciones de la vivienda y pintaron de azul la parte de la fachada donde estaba escrito "Patria y Vida" y otras consignas contrarias al régimen. En su lugar escribieron en el suelo "Patria o Muerte, Venceremos" y "Viva Fidel", gestos acompañados de una foto de Fidel Castro que colocaron en la entrada de la vivienda.

Las personas que vandalizaron los alrededores de la vivienda de Anyell Valdés pintaron también de azul los cristales de las ventanas. El acto vandálico provocó que los tres hijos de la activista, menores de edad, lloraran desconsoladamente mientras el hecho tenía lugar.  

A finales de enero, una nota oficial señaló que en el juicio oral y público de la Causa 61 de 2020, del Tribunal Municipal Popular de Plaza de la Revolución, celebrado el 21 de diciembre de 2020, se había probado la culpabilidad de los acusados Panter Rodríguez Baró, Yoel Prieto Tamayo y Jorge Ernesto Pérez García por la comisión de los supuestos delitos de “difamación de las instituciones y organizaciones y de los héroes y mártires, de carácter continuado, y de daños a bienes del patrimonio cultura”.

Rodríguez Baró, de 44 años, se le aplicó una sanción conjunta de 15 años de privación de libertad; Prieto Tamayo (29 años) recibió una pena conjunta de 9 años de cárcel, mientras que Pérez García deberá enfrentar un año de prisión. En los tres casos se dispuso “la consiguiente responsabilidad civil de reparar el daño material causado”.

El abogado defensor de Panter Rodríguez Baró presentó posteriormente un recurso de apelación donde el abogado defensor argumentó que Rodríguez Baró no tuvo la intención de difamar o denigrar a los héroes o mártires del país, ni tampoco dañar de forma intencional algún bien del patrimonio cultural.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Judith Moris

Redactora en CiberCuba. Licenciada en Filología Hispánica por la Universidad de La Habana, y Máster por la Universidad Autónoma de Barcelona. Ha sido profesora en la UH e investigadora en la UAB, y redactora/editora de la editorial Teide

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba