Cuba admite responsabilidad por retraso en dictamen de la OMS sobre vacuna Abdala

El presidente de BioCubaFarma admitió que la causa del “pequeño retraso” se debe a un “elemento interno nuestro”.

Twitter / BioCubaFarma
Presidente de BioCubaFarma, Eduardo Martínez Díaz, en conferencia de prensa Foto © Twitter / BioCubaFarma

El presidente del complejo biofarmacéutico estatal cubano BioCubaFarma, Eduardo Martínez Díaz, reconoció este jueves la responsabilidad de Cuba en el retraso para obtener el dictamen de la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre la vacuna Abdala.

En conferencia de prensa, el funcionario señaló que “la OMS es una organización seria” que “no está retrasando el proceso” y admitió que la causa del “pequeño retraso” se debe a un “elemento interno nuestro”, según recoge un reporte de EFE.

Martínez afirmó que le hubiera gustado obtener el dictamen antes, pero explicó que Cuba se concentró en una “estrategia propia” que priorizó la fabricación de vacunas y su aplicación masiva.

Precisó que toda la producción de vacunas se ha concentrado en una nueva planta localizada en el Mariel, que debe ser inspeccionada en un futuro por expertos de la OMS, y que este cambio provocó retrasos en la entrega de documentación por parte de Cuba, que se ha tenido que adaptar para reflejar las características de las nuevas instalaciones.

Aunque aseguró que les interesa está validación, el directivo lamentó que exista el “sesgo” de que quienes estén vacunados con Abdala no puedan viajar a otras regiones, cuando ya esta vacuna ha pasado por la aprobación de autoridades de otros países y la comunidad científica en general.

Además, reveló que contactaron al mecanismo internacional COVAX, que se encarga de distribuir vacunas en países de menos recursos, para ofrecer las vacunas cubanas. Este mecanismo había sido ferozmente criticado con anterioridad por el gobierno y medios oficiales cubanos.

Asimismo, el directivo dijo que se están preparando los expedientes de las vacunas Soberana 02 y Soberana Plus para su validación ante la OMS.

Recientemente, parte de la comunidad médica mexicana mostró preocupación ante la posible aplicación de la vacuna cubana Abdala contra el COVID-19 a niños de cinco años o más en ese país, luego de que las autoridades comentaran la posibilidad de compra de vacunas cubanas con este fin.

“No es ético vacunar a los niños mexicanos con una vacuna que no ha cumplido todos los requisitos”, comentó Cipatli Ayuzo, miembro de la Academia Mexicana de Pediatría.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba