Iñaki Williams Foto © Athletic Club/Twitter

Eduardo Berizzo venció por KO a Ernesto Valverde en el Camp Nou

Este artículo es de hace 2 años

El tercer pinchazo consecutivo del Barcelona, dos de ellos en su propia carretera, llegó este sábado. Los jugadores del club catalán están irreconocibles: fallan en defensa y no están lúcidos a la ofensiva, mientras que por enésima vez, sale el término Messidependencia. Muchos ya piden la salida de Ernesto Valverde, que ha visto cómo su sistema de rotaciones no brinda resultados y desestimula a varios de sus elementos.

La máquina blaugrana quedó sin impulso con su empate a un gol ante el Athletic Club de Bilbao en el Camp Nou y así sumó su tercer partido seguido sin ganar en la Liga española de fútbol.

La cuenta es fácil: después de igualar con el Girona en casa y perder con el Leganés de visitante, el equipo de Valverde dio otra imagen dubitativa frente a los conducidos por Eduardo Berizzo, quien fue el mejor del partido, aún fuera del campo de juego. Berizzo venció por KO a Valverde.

Poco antes de irse al vestuario en la primera parte, Óscar De Marcos mandó a guardar la redonda gracias a una defensa pasiva y lenta. Piqué tiene ritmo de maratonista, y cualquier delantero con una gota de sprinter lo supera antes de terminar los pasos transitorios. Eso, sin dejar de mencionar las pérdidas de marcas de Semedo y Alba, quien, al parecer, no está enfocado en cambiarle la idea a Luis Enrique, con respecto a su regreso a “La Roja”.

Al pisar el terreno, Lionel Messi –de inicio en el banquillo, debido a las rotaciones- aportó, desequilibró, dio profundidad, mandó un disparo al palo y regaló una asistencia. Fue a pase de “Lio” que Munir el Haddadi (84) marcó, evitó la segunda derrota del Barça en la Liga y logró el empate.

Rakitic estuvo cerca de anotar el de la victoria, pero su disparo se fue por arriba del travesaño. Por cierto, el subcampeón mundial anda irreconocible, con continuas pérdidas de balón, pases erráticos y débil a la hora de meter la pierna.

El Barcelona jugará el martes en la Liga de Campeones ante el Tottenham Hotspur en Inglaterra. Será un claro examen de actitud, porque la aptitud forma parte del ADN de este equipo. Será, además, un interrogatorio a la táctica de un Valverde que está dejando malas sensaciones, y con una plantilla multimillonaria como la del Barcelona, chocar continuamente ni es correcto ni es aconsejable, si tu objetivo es mantenerte al timón del carro.

Este artículo es de hace 2 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985