Sandro Castro pide disculpas a todos los cubanos: El carro no es mío, soy una persona sencilla

"Pido unas disculpas muy sinceras para todo el que malinterpretó eso o lo pudo ofender. Me disculpo ante todos", dijo Sandro Castro.

Sandro Castro Foto © Sandro Castro/Instagram

Sandro Castro, nieto del fallecido dictador cubano Fidel Castro, se disculpó públicamente con todos los cubanos, tras la polémica causada por un video en el que especulaba en un Mercedes-Benz en una carretera cubana.

"El objetivo de mis palabras es pedir una gran disculpa a los cubanos que están dentro de Cuba, fuera de Cuba, personas cercanas a mí, familiares míos, toda aquella persona que se haya sentido ofendida por el video que está repercutiendo en las redes sociales en estos últimos días", dijo el joven Castro en un video compartido este jueves en su cuenta de Instagram.

"Ese video yo no lo publiqué, yo solo lo puse en mis estados de WhatsApp, para mis contactos cercanos, de confianza y allegados a mí, pero por razones en contra de mi voluntad ese video trascendió a otros medios", sostuvo el joven.

"El carro en el que yo grabo el video es de un conocido mío que me lo prestó, ya que a mí me gustan los autos, para yo probarlo", agregó.

Según el nieto del dictador cubano, cuando se refirió a los "juguetes" que tenía en casa, lo dijo en broma, "porque definitivamente el carro no es mío", insistió.

"Pido unas disculpas muy sinceras para todo el que malinterpretó eso o lo pudo ofender. Me disculpo ante todos", dijo.

La difusión del video desató una ola de críticas en las redes sociales y medios independientes, considerando su aparición en momentos de dificultades en los abastecimientos y el transporte en el país, agravadas por la crisis del coronavirus. 

El escándalo desató incluso una inusual reacción de un miembro de la familia, su tío Alex Castro Soto del Valle, quien sin mencionar el video aludió al incidente asegurando que "una papa podrida no indica que todas las papas del saco estén malas, revisar bien es de sabios".

Sandro también aclaró que está circulando en la red social Twitter una cuenta falsa a su nombre.

"Yo no tengo ni Twitter ni Facebook, solamente Instagram, y no me interesan ni las redes sociales ni la popularidad, soy una persona sencilla y así es como me considero, y las personas allegadas a mí saben que lo que estoy diciendo es verdad", sostuvo.

En el polémico video, Sandro aparece manejando el auto en una carretera de la Isla: "Papi, miren lo que toca papi, porque tu sabes que nosotros somos sencillos, pero de vez en cuando hay que sacar estos jugueticos que tenemos en casa", se le oye decir.

"Esto es cosa gorda mi gente, para que no se equivoquen", dice.

Las imágenes del nieto más visible de los Castro han despertado la indignación de muchos cubanos, víctimas de la férrea escasez que el país ha arrastrado durante décadas.

Sobre este hecho, la periodista independiente Mónica Baró expresó: "Sin dudas, la Revolución Cubana se hace sólo con los humildes y para los humildes. Para los miembros de la familia Castro, la Revolución Cubana no existe. Mientras Raúl y Fidel se pasaron décadas pidiendo esfuerzos y sacrificios al pueblo de Cuba, le prohibieron todo lo que les pasó por la mente, desde comunicarse con familiares en el exterior hasta entrar a un hotel o tener una línea de celular, su familia vivía entre privilegios".

Por su parte, el cantante cubano Israel Rojas dijo que el video del joven se trata “solo" de "la estupidez de un inmaduro”, aunque admite que es un video “grosero, irresponsable e irrespetuoso”.

También han sido motivo de debate en las últimas horas otros lujos, beneficios y hasta excesos de los que disfruta el joven Castro, como ser el dueño de los bares Efe y Fantaxy, en La Habana, o patrocinar un certamen de belleza clandestino "con el único fin de reclutar jóvenes cubanas para que participen en sus fiestas privadas y orgías", según denuncias difundidas en las redes sociales.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba