APP GRATIS

Experimentado médico cubano sueña con volver a ejercer en Brasil

La nueva versión del programa Mais Médicos brinda la oportunidad de trabajar a doctores cubanos residentes en ese país, pero solo si quedan puestos vacantes de los 28,000 que ofertan en primer lugar a los profesionales brasileños.

Médicos Cubanos llegan al aeropuerto de Recife en agosto de 2013 © Cubadebate
Médicos Cubanos llegan al aeropuerto de Recife en agosto de 2013 Foto © Cubadebate

El médico cubano Juan Delgado, participante en 2013 del programa Mais Médicos y residente en Brasil desde entonces, sueña con volver a ejercer su profesión en ese país.

“Estudié medicina para ayudar a la gente y ahora no lo puedo hacer”, dijo Delgado en un reportaje de la cadena Globo, en el que relató sus peripecias tras el cierre del polémico programa de cooperación médica implementado por el régimen cubano.

Ahora, con el regreso al poder del presidente Luiz Inácio Lula da Silva, el gobierno carioca ha reformulado y relanzado el programa Mais Médicos, con variaciones respecto a su proyecto inicial. Y Delgado quiere retomar su profesión en su país de acogida.

Sin embargo, el médico cubano debe primero sortear el obstáculo que supone no haber revalidado su diploma en Brasil. La nueva versión de Mais Médicos brinda la oportunidad de trabajar a profesionales en casos como el suyo, pero solo si quedan puestos vacantes de los 28,000 que ofertan en primer lugar a los profesionales brasileños.

“Con el relanzamiento del programa, espero poder volver a asistir y ayudar a las personas más necesitadas de Brasil”, dijo Delgado al citado medio. El galeno, ha intentado revalidar su título en anteriores ocasiones (Examen Nacional de Revalidación de Títulos de Médicos Expedidos por una Institución de Educación Superior Extranjera), aún no lo ha conseguido.

“Lo intenté tres veces. La prueba tiene muchas preguntas especializadas, y yo soy médico general. El modelo de prueba también es muy diferente de lo que he hecho en los otros exámenes. Todavía no he podido hacerlo", contó.

En la última edición de la prueba hubo 1,960 inscritos y participantes de 28 nacionalidades. “Esta situación me entristece. Soy médico desde hace 30 años. Es muy difícil para nosotros tener un diploma, experiencia de toda una vida, y estar mucho tiempo sin poder ejercer la medicina”, lamentó.

"Me quedé sin trabajo en 2018. Estaba haciendo trabajos ocasionales en ese momento. Trabajaba vendiendo productos naturales. Fueron momentos muy difíciles. Estaba con una novia y su familia, que me ayudaron mucho”, reconoció el doctor.

Durante la pandemia y con el estado de emergencia sanitaria declarado en el país, las autoridades brasileñas le contrataron nuevamente en 2020 bajo el programa Mais Médicos, pero volvió a quedar en la calle en julio de 2022.

Delgado, que aterrizó en Fortaleza en 2013 entre gritos de médicos brasileños que protestaban por la llegada de los profesionales cubanos, a los que llamaron "esclavos" e "incompetentes", cree que el relanzamiento del programa que anunció el gobierno de Lula da Silva será bueno para "el pueblo brasileño y los más necesitados de Brasil".

No obstante, tendrá que esperar la respuesta de los médicos del país a la convocatoria de 28,000 vacantes en la sanidad pública. De quedar puestos sin cubrir, el doctor Juan Delgado podrá solicitar un nuevo contrato con el gobierno federal por un salario de R$ 12,800 reales (unos 2,450 dólares estadounidenses).

No está claro si el nuevo programa Mais Médicos pagará este salario de forma íntegra a los galenos cubanos, o si implementará una forma parecida al programa original, criticado por gobiernos, organismos internacionales, ONG’s y la propia comunidad médica cubana como “esclavitud moderna” y “tráfico de personas”.

En parecida situación a la de Delgado se encuentran varios colegas y compatriotas suyos en Brasil. Mariela Ambruster Almenares, de 53 años, sobrevive con ayudas y cuidando ancianos. Otros, como Yoandris Sánchez Sánchez, denuncian trabas administrativas para reinsertarse al programa.

“El régimen cubano no solo confisca los pasaportes, las credenciales profesionales y los salarios de las víctimas de estos programas, sino que también amenaza a estos profesionales y sus familias si intentan irse”, recordaron senadores cubanoamericanos en una carta enviada al secretario de Estado, Antony Blinken, en la que abogaron por desalentar la explotación de médicos promovida por el régimen cubano.

Suscrita por Marco Rubio (R-FL) y Bob Menéndez (D-NJ), la misiva exige al Departamento de Estado que se “amplíe significativamente los esfuerzos diplomáticos de Estados Unidos para poner fin a la cruel explotación de los aproximadamente 50,000 profesionales médicos cubanos que no reciben compensación por su trabajo y, en cambio, son utilizados como instrumentos de opresión por el régimen cubano”.

¿Qué opinas?

COMENTAR

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689


Siguiente artículo:

No hay más noticias que mostrar, visitar Portada