Marino Murillo, en una imagen de archivo. Foto © Estudios Revolución.

Marino Murillo aconseja a quienes tienen CUC en Cuba que no se desesperen por cambiarlos

Marino Murillo, el responsable de implementar los Lineamientos económicos marcados por el Partido Comunista de Cuba desde hace 12 años, reconoció en el programa Mesa Redonda que "la mecánica" de todo el proceso de la Tarea Ordenamiento radica en implementar todos los cambios en un mismo día, el 1ro de enero.

En este contexto envió un mensaje a los que tienen CUC: no tengan prisa por poner a salvo sus ahorros.

"Ahora que estamos diciendo que es 24 el tipo de cambio actual y se ratifica, las personas no pueden tener ningún desespero, los que tengan un nivel de CUC que lo puedan cambiar por pesos cubanos", dijo Murillo. 

Difiere con Murillo el economista cubano radicado en España Elías Amor, que en los programas de Economía de CiberCuba ha recomendado a quienes tienen ahorros en CUC que los cambien cuanto antes.

Según aclaró Murillo, el primer día del mes de enero Cuba sacará el CUC del funcionamiento de la economía, aunque el Gobierno ha dado un margen de seis meses para "recoger" esa moneda. En el país, por tanto, quedará una sola moneda de curso legal, el CUP, añadió sin aludir a los pagos que la población seguirá haciendo en dólares en las tiendas MLC.

En opinión del gurú de la economía comunista cubana, la dificultad del proceso de unificación monetaria en la Isla no radica en quitar el CUC de circulación sino en acometer en un solo día todos los cambios: subir sueldos, pensiones y precios, quitar gratuidades y subsidios y devaluar la moneda.

Esto último, siempre atendiendo a la versión de Murillo, sólo afectará al sector empresarial porque el tipo de cambio del peso respecto al dólar se mantiene estable (1x24) de manera que sólo se sustituye una moneda (CUC) por otra (CUP).

No obstante, Murillo sabe que lo que el Partido Comunista cubano ha dado en llamar 'Tarea Ordenamiento' "tendrá implicaciones" en las personas físicas (los ciudadanos) pese a que la devaluación de la moneda, en teoría, dice él que no les afecta.

Para Murillo la operación se resume en eliminar dos monedas domésticas de la economía. Además, no ve muy complicado hacer este tipo de operaciones en cualquier país del mundo pese a que admite que Cuba no tiene experiencia en ello.

El problema, reconoce, "es hacer eso unido con una eliminación de subsidios excesivos y gratuidades indebidas y al mismo tiempo hacer una transformación de los ingresos y hacerlo en un país socialista como Cuba, donde nos hace falta una transformación (..) para que el trabajo y las entidades sean más eficientes", señaló.

Murillo quiere tranquilizar a los ciudadanos

El miembro del Buró Político del Comité Central del Partido Comunista de Cuba hizo hincapié en enviar un mensaje de tranquilidad a la población porque él asegura que "no se hará otra devaluación en el sector de las personas", que desde noviembre viene viendo cómo los precios se han disparado en el país, por lo que ve con recelo el nuevo "ordenamiento" de la economía cubana.

"Queremos resolver el problema de la dualidad cambiaria y monetaria pero la realidad es que se resuelve la realidad cambiaria sin hacer otra devaluación en el sector de las personas", jura Murillo.

Significa, por tanto, que desde el 1ro de enero quedará en circulación en Cuba una sola moneda de curso legal (peso cubano) y todas las transacciones, por tanto, se harán en CUP, remarcó.

Para aplacar el temor que ha desatado entre la población la Tarea Ordenamiento, Murillo recitó el mantra del PCC, en el sentido de que "nadie quedará desprotegido". Pero en la Mesa Redonda fue más allá y dijo categóricamente: "No estamos devaluando", "el sector de las personas no se devalúa", recalcó.

Su teoría es que no hay devaluación para los ciudadanos porque el peso cubano ya estaba devaluado para la población, por eso se pagaba 24 por un CUC (equivalente al dólar).

¿Entonces cómo afecta a la gente este proceso?

Murillo reconoce que habrá "implicaciones" que no ha definido pero que estarían relacionadas con el tipo de cambio a nivel empresarial que pasa del 1x1 al 1x24 como venía ocurriendo en la vida real en las calles de Cuba.

"Por lo menos en el primer momento, todo lo importado se encarecerá en términos de peso porque lo que tú importes a 1x1 lo entras a la economía a 1x1 y cuando lo vas a poner a 1x24, llega más caro. Es decir, los precios empresariales van a subir y por tanto también se moverán los precios minoristas", intentó explicar de manera simplificada sin admitir que los precios de productos básicos se dispararán.

Esa subida de precios ocurrirá porque el Estado rehúye a subsidiar esa subida que se producirá porque considera que lo lógico es subsidiar personas y no productos.

"Si los subsidios son millonarios los tiene que respaldar el Presupuesto del Estado y si el déficit del Presupuesto del Estado es muy grande y lo tienes que financiar, entonces se te aparecen desequilibrios macroeconómicos que son un riesgo financiero", insistió.

Para Marino Murillo, financiar ese déficit significa "tirar para la calle una cantidad de dinero que no lo generó la economía real".

Así que la solución que ha encontrado para esto el gobernante Partido Comunista es "no demorarnos, quitemos el CUC, el tipo de cambio en 24, suben los precios empresariales como efecto de la devaluación y de la reforma del salario; suben los precios minoristas también y para que las personas puedan asumir los nuevos precios minoristas, entonces hay que transformar el ingreso. Ésa es la mecánica de todo este proceso. Ustedes se podrán imaginar hacer todo esto el mismo día... Que lo vamos a hacer", espetó.

Previendo ese encarecimiento de los precios empresariales es que el Gobierno ha establecido un aumento de los salarios en 4,9 veces y de las pensiones en 5 veces.

En esa misma Mesa Redonda, aclaró más tarde que sí están devaluando aunque sólo en el sector estatal, que hasta ahora tenía una tasa de cambio de 1x1 (1 dólar= 1 peso cubano). Eso cambiará a partir de ahora porque el dólar empezará a cambiarse por 24 pesos, como venía ocurriendo hasta ahora.

Los efectos serán desiguales para las empresas que exportan y para las que no. Las que exportan, como el tipo de cambio es 24, van a recibir 24 pesos y Murillo lo celebra: "Las exportadoras tendrán muchos pesos y serán empresas con grandes utilidades (ganancias)".

En este punto admite que lo que busca el Gobierno cubano con la devaluación es "buscar un estímulo para los exportadores" porque "cuando exportas te dan 24 pesos y cuando importas te cuesta 24. El secreto de un exportador es tratar de exportar mucho y de importar menos", calculó.

Primera medida antiinflacionista

Para equilibrar la situación de las empresas, el Gobierno ha decidido que los precios empresariales crezcan 12 veces. Eso significa que si una empresa importa materias primas, le cuesta 24 pesos y si las compra dentro del país, le cuesta 12. Por lo tanto, será más económico trabajar con materias primas nacionales.

Ésta es, según Marino Murillo, la primera medida antiinflacionista que toma el Gobierno (aumentar 12 veces los precios empresariales).

"El crecimiento de los precios empresariales es del entorno del 50% del nuevo tipo de cambio. Ésa es la primera medida antiinflacionista en la economía cubana", remachó.

En la concepción económica de Murillo, el control de la inflación está garantizado "con el diseño de los precios mayoristas" ya que el Estado no traslada ese incremento a los precios minoristas", se atrevió a afirmar.

El gurú de la economía cubana admite que para mantener en pie el castillo de naipes que es la economía cubana necesitan "más eficiencia".

"Cualquier devaluación que hagas buscando competitividad, te obliga a ser más eficiente", añadió.

Eso, admite, sólo se consigue dándole alas a las empresas estatales. "Si las dejas rígidas no tienen capacidad de reacción".

Finalmente, Murillo lo dijo con todas las letras: "Estamos en un proceso que se llama devaluación".

La noticia bomba de Díaz Canel

La intervención de Marino Murillo en la televisión pública cubana llega después de que el pasado jueves, el gobernante Miguel Díaz-Canel apareciera en prime time acompañado de Raúl Castro para anunciar que el 1ro de enero empieza la unificación monetaria y que el tipo de cambio será 1x24.

Para mostrar el control que ejerce el Partido Comunista sobre los medios de comunicación en Cuba, Marino Murillo tuvo a bien anunciar las fechas en las que varios ministros comparecerán en la Televisión Cubana para explicar en qué consistirá esa Tarea Ordenamiento. 

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Tania Costa

(La Habana, 1973) vive en España. Ha dirigido el periódico español El Faro de Melilla y FaroTV Melilla. Fue jefa de la edición murciana de 20 minutos y asesora de Comunicación de la Vicepresidencia del Gobierno de Murcia (España)

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba


Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.