Camagüey produjo en 2020 millones de huevos menos que lo previsto

El plan de 2020 de esa provincia era de 128 millones 909 mil unidades, pero solo se alcanzó el 93,5 por ciento de la cifra

Lisa L. Ouellette
Huevos Foto © Lisa L. Ouellette

Este artículo es de hace 1 año

En la provincia cubana de Camagüey se registró una insuficiente producción de huevos en 2020 porque fue imposible garantizar el reemplazo de las aves ponedoras, según declaró a la prensa oficial un funcionario de la Empresa Avícola en ese territorio.

El plan de 2020 de esa provincia era de 128 millones 909 mil unidades, pero solo se alcanzó a producir 120 millones 522 mil 960.

La incapacidad de garantizar un reemplazo en las aves no fue algo exclusivo de Camagüey, ya que el resto de las provincias de Cuba reportaron una situación similar y aunque el reporte de la prensa oficialista no ofreció detalles del impacto total que tuvo en otros territorios, el déficit se pudo apreciar en el desabastecimiento de comercios y el precio elevado que alcanzó el huevo en el mercado cubano.

Jesús Díaz Quinta, director de producción de la Empresa Avícola de Camagüey, aseguró que el incumplimiento del plan no afectó la venta de huevos normados a la población, pero el panorama actual tampoco es alentador, ya que en enero se dejó de producir poco más de un millón 758 mil unidades, según datos oficiales.

Actualmente ese territorio tiene más de 457 mil aves en explotación, y según declaró el funcionario hasta abril no se aspira a tener la cantidad suficiente de animales jóvenes para lograr la repoblación.

Junto a otros alimentos básicos en la dieta de los cubanos como la carne de cerdo, el arroz, el frijol y el aceite, el huevo incrementó su precio en el mercado informal  en medio de la pandemia del nuevo coronavirus.  Cada cartón de 30 unidades llegó a comercializarse hasta en 120 pesos.

Tras el paso del huracán Laura, en agosto de 2020, en Artemisa se perdieron más de 15 mil huevos, a causa de los apagones que provocó el fenómeno meteorológico en esa provincia.

En otras oportunidades el gobierno cubano ha reconocido la incapacidad de cumplir los planes de producción de huevo y generalmente se culpa a factores externos como el embargo o la imposibilidad de comprar alimento animal en el mercado internacional.

Los efectos repercuten no solo en la reducción de suministros, sino que la población que debe hacer colas durante horas para adquirir el alimento.

En Cuba existe desde 2019 una política estatal que contempla la venta normada de alimentos a la población. Ese documento establece que se vende por la libreta 12 unidades mensuales en el Municipio Especial Isla de la Juventud y cinco en las zonas urbanas y las autorizadas por el Ministerio de Economía y Planificación.

Luego de la llamada Tarea Ordenamiento el precio del huevo normado que vende el estado aumentó a los 2.20 pesos cubanos, por lo que los consumidores deberán pagar 11 pesos por las cinco unidades que les corresponde, excepto los habitantes de Isla de la Juventud, que deberán $26.40 mensuales.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689


¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Últimos vídeos:

Siguiente artículo: