Carolina Barrero en riesgo de ir a prisión por sus ideas

"Si ustedes creen que yo soy una delincuente, una vándala que instiga a delinquir, condéneme", expresó la joven curadora y activista, refiriéndose a los agentes de la Seguridad del Estado.

Carolina Barrero Foto © Facebook Carolina Barrero

La curadora y activista Carolina Barrero, una de las coordinadoras de la plataforma 27N, denunció este jueves en sus redes sociales que, una vez más, el Departamento de la Seguridad del Estado de Cuba la amenazó con encarcelarla durante un interrogatorio al que fue sometida el día anterior. 

Barrero había sido citada oficialmente, este primero de diciembre, para ese mismo día, por la instructora penal Arelys Rodríguez López, del centro principal de operaciones del Ministerio del Interior, con el objetivo de "ampliar elementos referentes a su acusación". Acusación que se fundamenta en la decisión de Barrero de intentar manifestarse el pasado 15 de noviembre, ante la convocatoria de la Marcha Cívica por el Cambio, aunque apenas pudo salir de su casa, porque enseguida fue detenida.

"Marchar por la liberación de los presos solo pasaría por delito a una administración judicial corrompida por el sesgo de la ideología, por la soberbia débil de quienes desesperados se aferran a un poder estertorio y perdido", expresó entonces la joven en su perfil de Facebook, quien antes de ese día llevaba aproximadamente seis meses en prisión domiciliaria y con vigilancia constante. 

Ahora, Carolina Barrero denuncia que el régimen, a través de la figura del instructor penal, la amenaza con imponerle medidas cautelares de reclusión domiciliaria o prisión provisional, y para ello utiliza un discurso jurídico con el que busca legitimar su arbitrariedad. "¿De qué ley habla el régimen? ¿De la justicia que ha secuestrado? ¿De la que le lava la suciedad de las manos?", sostuvo. 

Además, recordó el caso del preso político Luis Robles, quien a lleva un año en prisión provisional sin haber sido condenado en un juicio. "Un procedimiento al margen de cualquier figura descrita en la ley, para la que los jueces, la fiscalía y la policía se prestan con vergonzosa banalidad. La lista de violaciones con las que el régimen usurpa el derecho es interminable", aseguró. 

"La sociedad civil, dentro y fuera de Cuba, tiene que unirse para redactar una petición formal de indulto a los manifestantes presos. Los juristas cubanos habrán de proponer los escritos y entre todos tendremos la responsabilidad de hablarnos, escucharnos, consensuar. No conozco a nadie, de entre las disímiles sensibilidades que conforman la realidad política de Cuba, que no comparta que la liberación de los presos es prioridad si queremos que esta isla comience a sanar", señaló Carolina Barrero. 

Por otra parte, contó que recibió una llamada desde prisión del rapero Maykel Castillo este jueves, luego de 20 días sin hablar con él, porque se encuentra castigado por permitir que le grabaran un mensaje en el que dedicaba sus dos Premios Grammy Latinos al pueblo de Cuba, y le dijo que la Seguridad del Estado le había advertido que la "meterían presa si seguía". 

"Sé que no fue casual. Su voz estaba cansada pero firme. Me dijo que tenía dolor de cabeza, que hace unos días tuvo fiebre. Maykel no quiere morir en prisión, él también quiere sanar, recibir atención médica segura, pero no si es forzado al destierro. ¿Por qué Maykel y Luis (Manuel Otero) son privados de este derecho si tantos artistas han podido salir con visados regulares? ¿Ustedes quieren que Maykel se muera como un perro en 5 y medio, que enferme lo suficiente para que muera después?", cuestionó Barrero.

Para la curadora, el único delito de Otero y Castillo "fue hacer cantar a un barrio". Ninguno de los dos ha sido aún juzgado. Ambos se encuentran en prisiones de máxima seguridad. Castillo desde el 18 de mayo y Otero desde el 11 de julio.

"La Seguridad del Estado sabe que yo haría lo que fuera por salvar la vida de Maykel, y si alguna duda les quedaba, ayer se lo dejé claro", afirmó Carolina Barrero en su declaración. 

Finalmente, ratificó su determinación a continuar con su activismo en contra de la dictadura y por los derechos humanos en la isla. "Si ustedes creen que yo soy una delincuente, una vándala que instiga a delinquir, condéneme. Yo sé, siempre he sabido, de lo que la Seguridad del Estado es capaz. De ustedes es la decisión, de ustedes las consecuencias", concluyó. 

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba